Credicorp no prevé que enajenación de ETB suceda este año; mantiene recomendación

38

Credicorp Capital mantiene su recomendación para las acciones de ETB (Empresa de Telecomunicaciones de Bogotá), pero redujo su precio objetivo a 500 pesos por acción desde 590 pesos.

La decisión se basa en el valor esperado de dos casos de inversión: una transacción a un precio de 790 pesos por acción basado en comparables y el otro, considerando un precio financiado por DCF (flujo de fondos descontados). Este último incluye un descuento del 30 %, ya que el mercado se ha materializado históricamente después de que los procesos de desinversión han sido suspendidos.

 En cuanto al incremento en la incertidumbre en la transacción, el precio objetivo actualizado asigna una probabilidad de 100% a un escenario en el cual no se ejecuta el proceso democratización (venta) de ETB, al menos este año. Esta es la probabilidad que el mercado considera actualmente, fijando el precio de la acción en 438 pesos.

Al ampliar sobre los hechos que no harían posible la transacción este año, la comisionista mencionó que el fallo de nulidad del Tribunal de Cundinamarca sobre la enajenación de ETB fue seguido por un recurso de apelación que no ha recibido respuesta. Además, hubo una demanda colectiva por parte del sindicato de la compañía en que exige una revisión del precio mínimo de 671 pesos por acción. Finalmente, las dudas sobre la venta fueron incrementadas con la amenaza de revocatoria del Alcalde de Bogotá, Enrique Peñalosa.

De forma reciente, el Consejo Nacional Electoral rechazó la derogación, pero la baja popularidad se suma a esa incertidumbre.

Credicorp asimismo dijo que el presupuesto del Distrito necesita ser financiado a través de la desinversión, ahora financiado con endeudamiento. Desde la suspensión de la venta en mayo de 2017, el Distrito de Bogotá ha renovado su estrategia financiera para recaudar 915 millones de dólares. Peñalosa solicitó al Concejo Distrital un aumento en el nivel de endeudamiento por un monto equivalente, una petición que fue aprobada en octubre del año pasado.

Sin un calendario claro para la venta, ETB permanece indefinidamente bajo el control del Distrito, que enfrenta compensaciones entre la reinversión y la retirada de dividendos para financiar el plan de desarrollo de Bogotá.

Esta es una situación que hace que sea más difícil para ETB aprovechar las tendencias de la industria y mantenerse al día con sus competidores.

En 2018, ETB estará más enfocado en lograr nuevos clientes que en mejorar la rentabilidad (como en 2017), un objetivo que requiere Capex y podría ser un desafío para su ejecución, dijo la firma. En medio de este problema, ETB ha caído un 23,4 % a 438 pesos, descontando la no democratización.