Sigue a la baja refinación de petróleo en Venezuela

231

Las refinerías de petróleo de Venezuela funcionaron al 31 por ciento de su capacidad combinada de 1,62 millones de barriles por día en el primer trimestre, muy por debajo de los niveles de 2017, según un documento interno de la firma estatal Pdvsa consultada por Reuters.

Las operaciones de refinación de Pdvsa se han degradado en los últimos años debido a la falta de efectivo para piezas de repuesto y mantenimiento, y la falta de aceite liviano para las instalaciones. Las salidas de personal, que han afectado particularmente a las refinerías de la empresa, se han convertido en el obstáculo más reciente para mantener los niveles de producción.

Las refinerías Amuay, Cardón, Isla, Puerto la Cruz y El Palito de la compañía procesaron 510.000 bpd de crudo en el primer trimestre, una baja significativa desde un promedio de 631.000 bpd en todo el 2017, según el documento.

La muy baja tasa de procesamiento, peor que en México, donde las crecientes importaciones de combustible han desplazado a la producción nacional, ha llevado a una falta de productos refinados para cumplir con los compromisos de exportación del país, según el informe.

En mayo, Pdvsa enfrentará un déficit de 14.000 bpd -principalmente diesel y combustible de jet- para los contratos de exportación, a pesar de que el consumo de combustible de Venezuela este año se ha mantenido muy por debajo del pico de 750.000 bpd registrado hace una década.

La disminución de la demanda interna debería haber dejado un excedente para el envío al exterior. En cambio, el déficit continúa causando retrasos en las exportaciones, y los clientes reciben solo una parte de las cargas prometidas.

La falta de repuestos y materia prima para operar las refinerías adecuadamente es el problema más recurrente de Pdvsa. Pero la falta de crudo se ha convertido en otro problema importante, que obliga a la empresa a impulsar las importaciones de petróleo, según el documento.

Pdvsa no respondió una solicitud de comentarios.

BAJANDO OTRA VEZ

Pdvsa redujo su expectativa de refinación en mayo en comparación con abril a 647.000 bpd, 39.9 por ciento de la capacidad, debido a proyectos de mantenimiento más largos de lo esperado.

La firma esperaba reiniciar una de las cinco unidades de destilación atmosférica de la refinería de Amuay en abril, pero la ha pospuesto sin establecer un nuevo plazo. En Cardón, una unidad de destilación al vacío está fuera de servicio, mientras que el reformador y un hidrotratador diesel funcionan con limitaciones.

En la refinería Isla de 335.000 bpd en Curazao, el reinicio de varias unidades en mantenimiento desde febrero y abril se retrasó hasta mayo, incluyendo dos unidades de crudo, una unidad de alquilación, un craqueador catalítico y dos hidrotratadores, mostró el documento.

En El Palito y Puerto la Cruz, la falta aguda de crudo mediano ha obligado a detener unidades clave.