Rentabilidad, empleo e infraestructura, principales retos para el agro colombiano en 2020

286
Foto - El Heraldo

 

En entrevista con Valora Analitik, el presidente de la Sociedad de Agricultores de Colombia (SAC), Jorge Bedoya, habló sobre los principales desafíos que enfrenta el sector agropecuario colombiano durante este 2020.

Para Bedoya, los principales retos del agro son tres: la infraestructura, la rentabilidad y el empleo del sector.

“El principal riesgo es la rentabilidad de los productores agropecuarios. Si hay rentabilidad, el campo genera empleo, si hay rentabilidad hay posibilidad de generar mayor oferta de alimentos para los colombianos”, dijo Bedoya.

En materia de empleo, el líder gremial indicó que hay que encontrar los caminos “que nos permitan luchar contra la informalidad laboral que se vive en el campo colombiano”. Señaló que se debe trabajar para encontrar iniciativas que puedan contribuir a mejorar el empleo, no solo en el campo colombiano, sino en el ámbito general.

“El tercer desafío está por el lado de la construcción de carreteras. El Gobierno ya aseguró unos recursos, también hay dineros de regalías y hay que empezar a ejecutar estos recursos porque el país tiene un atraso inmenso en la infraestructura de redes terciarias”, dijo.

Recalcó que el desarrollo de la malla vial del país, sobre todo las redes terciarias, hará que los productores agropecuarios puedan transportar sus productos de una manera mucho más ágil y hasta con menores precios.

Precios de los alimentos

Bedoya dijo que la SAC no suele hacer pronósticos sobre el comportamiento de los precios de los alimentos, pero resaltó que hay factores que pueden afectar el comportamiento de estos durante el 2020.

“Hay que ver qué tanto duran las bajas temperaturas. Cuando entremos en marzo hay que mirar lluvias o periodos de sequía que pueden afectar los alimentos y por ende los precios”, dijo.

Indicó que si se trabaja en la penetración del mercado de exportación se puede mantener una tendencia de precios de los alimentos “acorde con el rango del Banco de la República”.

“Sin embargo, no estamos exentos de los choques que se puedan generar en materia de precios derivados de cambios inesperados en el clima, circunstancias que correspondan a tasa de cambio o precios internacionales que puedan afectar precios nacionales”, dijo.

La Asociación Nacional de Instituciones Financieras (Anif) proyecta que la inflación de los alimentos para 2020 será menor a la registrada en 2019 debido a mejores condiciones climáticas y a que no se va a tener la contingencia del cierre de la Vía al Llano.

En 2019, el Gobierno Nacional asignó $80.000 millones para el seguro agropecuario, pero solo se utilizaron $40.000 millones. El presidente de la SAC dijo que se debe impulsar que los productores y agricultores tengan una cultura de seguro más arraigada.

Bedoya finalizó afirmando que históricamente las heladas no han generado “un incremento significativo en los precios de los alimentos”, pero que sí es un elemento que se debe revisar permanentemente y que a inicios de febrero se sabrá con certeza si afectó o no a los alimentos.

“Por las heladas puede ocurrir que haya un impacto en mercados mayoristas de algunas regiones como Bogotá, en hortalizas, papa y leche. Dependerá mucho del balance que se tenga de oferta nacional comparado con la demanda”, dijo.

Compartir: