En diciembre de 2023, mercados emergentes atrajeron flujos de capitales por US$29.000 millones

Flujos capitales mercados emergentes
Se estima que, en diciembre de 2023, los mercados de capitales atrajeron unos US$29.000 millones, entre flujos de capital y deuda. Foto: NikolayF.com - Pixabay
Síguenos en nuestro canal de noticias de WhatsApp

En diciembre del año pasado, los mercados emergentes, a excepción de China, vieron un importante aumento en los flujos de capitales.

Es el segundo mes consecutivo en el que se presenta dicha situación. Se estima que, en diciembre de 2023, estos mercados atrajeron unos US$29.000 millones, entre flujos de capital y deuda.

Así lo reveló el Instituto Internacional de Finanza (IIF en inglés) en su reporte mensual, resaltando que el año, entonces, termina con una “nota positiva”.

“El rendimiento general se explica principalmente por las entradas a mercados emergentes excluyendo a China, en contraste con las salidas persistentes de China”, señala el informe.

Flujos capitales mercados emergentes
Flujos de capitales a mercados emergentes. Imagen: IIF

Cómo se comportaron los flujos de capitales en mercados emergentes

De acuerdo con el IIF, la deuda y las acciones de los mercados emergentes han consolidado su recuperación, excepto en China. Los flujos de capital y deuda fueron de US$11.100 millones y US$18.000 millones, respectivamente.

Sobre las acciones en estos mercados, resalta que “han tenido un buen desempeño, aprovechando el repunte al cierre del año en los mercados estadounidenses y las valoraciones relativamente bajas en algunos mercados emergentes”.

En cuanto al comportamiento de la deuda de mercados emergentes, este se entiende por “un entorno de inversión general más favorable, respaldado por una perspectiva acomodaticia de la Reserva Federal, la adopción de un ‘aterrizaje suave’ en Estados Unidos y el rendimiento positivo de la deuda en moneda local”.

Estas situaciones hacen creer que los rendimientos de monedas de mercados emergentes estén vinculados a la economía estadounidense en 2024. Si hay un cambio hacia una postura más acomodaticia por parte de la Reserva Federal, como se espera que ocurra este año, los bancos centrales adoptarían un enfoque que busque también suavizar sus políticas.

“Este cambio está impulsado principalmente por las tendencias desinflacionarias observadas en los precios de bienes básicos. Los mercados emergentes han experimentado un aumento sustancial en los niveles de deuda desde el inicio de la pandemia. Sin embargo, el riesgo de experimentar tensiones de financiamiento a corto plazo parece ser bastante bajo en este momento”, señala el IIF.

En cuanto a lo que viene, en países como Brasil, República Checa, Indonesia y Sudáfrica se espera que la propiedad de deuda gubernamental local esté debajo de los niveles observados antes de pandemia. Esto “representa una oportunidad para mayores entradas de deuda en 2024”.

Recomendado: Las cuatro acciones para invertir en 2024 recomendadas por Casa de Bolsa

China, una excepción

El IIF es enfático en señalar que, en el marco del rendimiento de los flujos de cartera a mercados emergentes, China es la excepción.

Las acciones y bonos chinos han continuado con un rendimiento deficiente, sumando una salida total de alrededor de US$3.200 millones en diciembre.

Según las estimaciones del Instituto, $3.400 millones corresponden a salidas para las acciones y US$200 millones en entradas marginales para la deuda.

De acuerdo con el IIF, hay una “bifurcación entre China y el resto de los mercados emergentes“. Esto sugeriría, entonces, un cambio en el sentimiento de los inversores.

Convierta a ValoraAnalitik en su fuente de noticias