Arabia estaría “cómoda” con Brent por encima de US$80 y precios se disparan

163

Ahora Arabia Saudita se siente cómoda con los precios del petróleo Brent subiendo por encima de los 80 dólares el barril, al menos en el corto plazo, ya que el mercado mundial se ajusta a la pérdida del suministro iraní de las sanciones estadounidenses, según personas familiarizadas con la visión del reino.

El mayor exportador mundial ha intentado evitar que el crudo se negocie por encima de los 80 dólares en lo que va del año, en parte porque el presidente estadounidense Donald Trump envió varios tweets en mayo y junio pidiendo a la Organización de Países Exportadores de Petróleo (Opep) que controle los precios mientras flirteaban con ese nivel.

En las últimas semanas, el ministro de Petróleo saudí Khalid Al-Falih y otros altos funcionarios han discutido el mercado del petróleo con inversores, comerciantes y otros participantes del mercado en Londres, Houston y Washington, dijeron las mismas personas, pidiendo no ser nombrados porque las conversaciones eran privadas.

Durante los intercambios de puntos de vista, los sauditas expresaron su preocupación tanto por el impacto de las sanciones estadounidenses en Irán como por el efecto de la agitación en los mercados emergentes sobre el crecimiento de la demanda de petróleo.

Los funcionarios sauditas tuvieron cuidado de evitar señalar un objetivo de precio en sus conversaciones, diciendo que, si bien el reino no desea subir los precios a más de 80 dólares el barril, es posible que ya no sea posible evitarlo.

Los funcionarios saudíes no respondieron a las solicitudes de comentarios.

Arabia Saudita, Rusia y otros países exportadores importantes, se reunirán el domingo en Argel para revisar el mercado petrolero.

El Comité de Monitoreo Ministerial Conjunto incluye tanto a la Opep como a países que no pertenecen a la Opep y supervisa el cumplimiento de los recortes de producción acordados a fines de 2016, que se reúnen cada tres meses.

El crudo Brent cotizaba el lunes a alrededor de 78 dólares el barril, luego de tocar 80,13 dólares el barril a comienzos de este mes. El Brent subió a un máximo de tres años de 80.50 dólares el barril en mayo, lo que provocó que Trump se quejara públicamente por el aumento en los precios del combustible.

Gráficos: Valora Analitik.

El cambio en la visión de Arabia Saudita sobre los precios coincide con una intensa diplomacia petrolera. En las últimas dos semanas, Al-Falih se ha reunido con sus homólogos de Rusia y Estados Unidos, Alexander Novak y Rick Perry, para analizar el mercado petrolero y el impacto de las sanciones de EE. UU. Sobre las exportaciones petroleras iraníes. Sin embargo, no está claro si los sauditas discutieron los precios con funcionarios rusos y estadounidenses.

Arabia Saudita ha aumentado marcadamente las exportaciones de petróleo a Estados Unidos, una señal de que el principal productor de la Opep está respondiendo a la presión de Trump. A principios de este mes, los envíos saudíes a los EE. UU. alcanzaron un promedio de cuatro semanas de 1 millón de barriles por día por primera vez desde finales de 2017, según datos del gobierno.

La Agencia Internacional de la Energía, organismo de control del petróleo para los países industrializados, advirtió a principios de este mes que los precios del Brent podrían superar los 80 dólares por barril a menos que otros productores actúen para compensar la profundización de las pérdidas en Irán y Venezuela.

“Las cosas se están endureciendo”, dijo la AIE con sede en París. “Si las exportaciones venezolanas e iraníes continúan cayendo, los mercados podrían contraerse y los precios del petróleo podrían subir”.

La Opep ha intentado ajustar la producción anticipándose a las sanciones de Estados Unidos contra Irán y al mayor colapso de la producción venezolana. El reino, de acuerdo con las personas informadas por los funcionarios sauditas, preferiría ser cauteloso.

Riyadh aumentó significativamente la producción en junio, bombeando 10,42 millones de barriles por día, frente a los 9,9 millones de barriles por día en abril. Pero redujeron la producción ligeramente en julio y la mantuvieron aproximadamente estable en agosto.

(Con información de Bloomberg y Valora Analitik)