Las movidas del salario mínimo en el Consejo Gremial

Durante el 30 Congreso Nacional de Asocajas el tema del incremento del salario mínimo fue uno de los más movidos y apetecidos por los panelistas.

El presidente de la Asociación Colombiana de Administradoras de Fondos de Pensiones y de Cesantías (Asofondos), Santiago Montenegro, se mostró como un fiel opositor de la propuesta del Centro Democrático de incrementar el salario mínimo entre un 8% y un 10%.

“Estos incrementos excesivos del salario mínimo, según un informe del Banco de la República, pueden destruir hasta 180.000 empleos formales”, indicó Montenegro.

Montenegro añadió que lo que se debe hacer es ampliar la brecha entre el salario promedio y el salario mínimo. Así mismo, añadió que el salario mínimo está por encima que los ingresos promedio de la mayoría de colombianos en todo el territorio nacional.

Los ánimos en el auditorio se exacerbaron cuando Santiago Montenegro afirmó que “en términos relativos, el salario mínimo de Colombia es de los más altos del mundo”, pero enfatizó que la solución no es bajar el salario mínimo sino incrementar el ingreso promedio de los colombianos.

Por otra parte, el presidente de la Sociedad de Agricultores de Colombia (SAC), Jorge Enrique Bedoya, se mostró indeciso frente a la propuesta de incrementar el salario mínimo ya que trae consigo aspectos positivos y negativos.

Lo positivo es que se podría aumentar el poder adquisitivo de los colombianos, pero advirtió que el riesgo es que se genere una “destrucción” de la formalidad laboral en las principales ciudades del país. Bedoya indicó que la mayoría de trabajadores en el país ganan menos de un salario mínimo pero que su incremento va a estar muy ligado con lo que suceda con la ley de financiamiento que, en los próximos días, presentaría el Gobierno Nacional.

Compartir:

Convierta a ValoraAnalitik en su fuente de noticias