Gremios se van contra IVA y otras propuestas en Ley de Financiamiento

451

La Junta Directiva de la Sociedad de Agricultores de Colombia (SAC) considera inconveniente la iniciativa del Gobierno de gravar con IVA del 18 % los alimentos de los colombianos.

“Encarecer el precio del huevo, el arroz, el pollo, la carne de res, el cerdo, el pescado, la papa, las verduras, las frutas, las hortalizas, la leche y sus derivados, la panela, el azúcar, el café, el chocolate y los aceites, entre otros, es un camino que afectará directa y sensiblemente el bolsillo de los consumidores de menores ingresos de nuestro país”, explicó.

La Junta Directiva de la SAC requirió al Gobierno Nacional y al Congreso de la República analizar con mayor detenimiento las implicaciones de esta iniciativa, así como el impacto que tendría dejar por fuera de la devolución del IVA a hogares que tienen serias restricciones en su ingreso y que dedican gran parte del mismo a financiar el consumo de los alimentos.

La SAC y sus gremios afiliados reconocen los retos que enfrenta el Gobierno para financiar el presupuesto nacional, pero considera que el camino propuesto de incrementar el costo de la alimentación es inadecuado.

Añadieron que manifiestan su permanente disposición a dialogar con el Gobierno y el Congreso, “de tal suerte que se encuentren alternativas que no vulneren la alimentación de los consumidores colombianos y que le permitan al Gobierno encontrar las fuentes de financiamiento para el presupuesto nacional”.

Por su lado, la presidente de Camacol, gremio de la construcción, Sandra Forero, mencionó que la aprobación de la propuesta impactaría el consumo y, así, a ese sector, ya que se perjudica el poder adquisitivo de los colombianos.

“Nos han hablado de un IVA que se disminuye en dos puntos y que se amplía a todos los productos de la canasta familiar, esto tenemos que analizarlo de manera detallada”, indicó.

Añadió que dentro de la ley deben continuarse ” honrando las exenciones que tiene una tracción importante en temas sociales para seguir construyendo Viviendas de Interés Social (VIS)”.

La Asociación Colombiana de Vehículos Automotores resaltó que en el artículo 87 de derogatorias del proyecto de ley de financiamiento se elimina el artículo 468-1, que da beneficio del 5 % a los vehículos eléctricos e híbridos.

Añadió que, de pasar esta medida, aprobada por el Congreso en la pasada reforma tributaria, “el afectado será el país que estará más lejos de un modelo de movilidad sostenible que promueve vehículos más limpios y seguros”.

“Actualmente nuestro parque automotor colombiano registra una edad de 16 años y genera más de 60 millones de toneladas de emisiones CO2. Es de vital importancia mantener el beneficio fiscal del IVA para vehículos híbridos y eléctricos que ha permitido a Colombia liderar la electrificación de la flota en América Latina, de lo contrario quedaremos rezagados con relación a otros países del mundo”, afirmó Oliverio García Basurto, presidente de Andemos.

El gasto público por degradación del aire urbano alcanza 12 billones anuales. La contaminación es responsable de más de 8,600 muertes de colombianos y 59 millones de enfermedades anuales atribuidos a la contaminación del aire urbano, por lo que urge incentivar el desarrollo de tecnologías limpias en el país.

Finalmente, enfatizó que volverle a poner IVA a este tipo de tecnologías es un retroceso que no permite que Colombia renueve su parque automotor con opciones más amigables con el medio ambiente y se disminuyan los problemas de salud pública alrededor de la contaminación en las ciudades.

Compartir: