“A la dictadura de Venezuela le quedan muy pocas horas”: presidente Duque

275

 

El presidente Iván Duque dijo que a la dictadura de Venezuela le quedan muy pocas horas, porque hay un nuevo régimen institucional y apoyo internacional para resolver la crisis.

Durante la Asamblea Nacional de Gobernadores, que se realiza en el municipio huilense de San Agustín, también invitó a que continúe el cerco diplomático para que regrese la democracia a esta nación.

Mencionó que el nuevo régimen institucional se está creando gracias “al trabajo que han jugado Colombia y otros países”.

Añadió que “el mundo tiene que seguir en esta tarea en estos días. Hay un pueblo valiente, una Asamblea Nacional valiente en Venezuela, que es el único órgano democrático legítimo que tiene ese país y que ha nombrado como Presidente interino a Juan Guaidó para que haga esa transición”.

Recordó que Colombia tiene hoy la más grave crisis humanitaria y migratoria que se haya visto en la historia reciente del continente, por cuenta de “las consecuencias nefastas de una dictadura opresora que aniquiló la independencia de poderes” y “arruinó por completo al pueblo de Venezuela”.

Resaltó que Colombia ha obrado “con una gran sentido de fraternidad”, pero reiteró que si se quiere poner fin a la situación, se debe “resolver el problema de fondo, que es esa dictadura de Venezuela”.

Indicó que al comienzo de su Gobierno dijo que Colombia no tendría ningún ánimo belicista al enfrentar el problema, pero que debía haber “un gran cerco diplomático” y buscar que se uniera el mayor número de países del hemisferio.

En las últimas horas, el Parlamento Europeo decidió reconocer como gobernante interino a Guaidó, presidente de la Asamblea Nacional de Venezuela, así como al anuncio de la Unión Europea de dar un plazo de 90 días para la búsqueda de una solución democrática.

Duque pidió a las naciones de Europa “que no demoren el acompañamiento a esa decisión del Parlamento Europeo, porque, “como diría Desmond Tutu, si en épocas de injusticias se es neutral, se termina premiando al opresor”.

Compartir: