Sondeo de Bank of America muestra a los emergentes como la inversión favorita

135

Los inversores realizaron un giro en “U” en los mercados emergentes y los nombraron la operación “más popular” en un sondeo de Bank of America Merrill Lynch, por primera vez en su historia.

El mes pasado, administradores de fondos habían dicho que las operaciones “cortas en ME” (mercado emergente) eran la tercera operación más usada, lo que prueba lo rápidamente que cambia la disposición de los inversores en un mercado incierto.

Pero ese cambio podría resultar un mal presagio para los mercados emergentes porque los activos nombrados como los “más populares” normalmente se hunden poco después.

Entre los activos así denominados han figurado el Bitcoin y los grandes nombres del sector tecnológico estadounidense -las denominadas FAANG: Facebook, Amazon, Apple, Netflix y Google-, que encabezaron la ola de ventas de diciembre.

En lo que va del año las acciones de mercado emergente han ganado un 7,8 por ciento. Datos al viernes mostraron que los inversores inyectaron montos récord de dinero en acciones y bonos de esos mercados.

Los activos de mercado emergente tuvieron un 2018 muy agitado. Las crisis en Turquía y Argentina impactaron a países en desarrollo, que ya estaban afectados por un dólar alto, y por rendimientos más altos por los bonos del gobierno estadounidense que elevaban los costos del endeudamiento.

Pero la postura moderada que anunció la Reserva Federal este año, indicando que el banco central estadounidense no subiría sus tasas de interés tan rápidamente como se había temido, generó un nuevo entusiasmo entre los inversores.

Destacadas administradores de activos y bancos de inversión como JPMorgan, Citi y BlueBay Asset Management aumentaron su exposición a mercados emergentes en las últimas semanas y el Instituto de Finanzas Internacionales (IIF) predijo que una “muralla de dinero” iba camino a los activos de esos mercados.

Sin embargo, hay algunos indicios de que estaría disipándose el impulso. Analizando los flujos de sus clientes, Citi destacó que se habían vuelto más cautos respecto a los activos de mercado emergente en las últimas semanas, con retiros tras cuatro semanas de ingreso de fondos.

BAML no precisó si las “operaciones largas en EM” se referían a bonos, acciones o a ambas clases de activos.

En general, la consulta de BAML, realizada entre el 1 y el 7 de febrero a 218 panelistas que administran en total 625.000 millones de dólares, mostró que la confianza del inversor casi no ha mejorado. Las asignaciones globales de fondos a acciones bajaron a mínimos desde septiembre de 2016.

 

 

(Tomado de Reuters)

Compartir: