Anif recomienda más créditos indexados al Indicador Bancario de Referencia

77

En su comentario económico del día, la Asociación Nacional de Instituciones Financieras (Anif) dice que el Indicador Bancario de Referencia (IBR) debe consolidarse como guía de los mercados crediticios y de capitales hacia mediano plazo.

“El IBR tiene la ventaja de ser un mejor indicador del costo del fondeo en el mercado monetario, ya que los bancos ofrecen y toman dinero a las tasas de interés que se forman en el mercado”, dice Anif.

Agrega que en lo referente a la cartera bancaria indexada al IBR, esta ha venido creciendo a tasas promedio del 48 % anual entre 2015-2018. Sin embargo, la participación de la deuda indexada al IBR en el total de la cartera (sin titularizaciones) tan solo alcanza el 12 %.

En el frente de deuda corporativa, las colocaciones indexadas al IBR llegaron a un tope del 27 % en 2011. Sin embargo, estas han mostrado alta volatilidad: 2 % en 2012; 17 %-20 % entre 2013-2014; y 5 % entre 2015-2017. Solo en 2018 se ha vuelto a ver un repunte por bonos indexados al IBR, llegando a un 15 %.

“Claramente el balance en cuanto al stock no ha sido favorable para el IBR, pues su participación ha descendido del 5% en 2010 a solo un 2 % en 2018. Así, la preferencia por indexación en el mercado de capitales se ha inclinado a favor del IPC, elevándose del 54 % al 71 % durante la última década”, dijo Anif.

El gremio finalizó afirmando que para acelerar el tránsito hacia el IBR se requiere tomar conciencia de que los diferenciales frente a la repo son más predecibles y rápidos, lo cual permite una mejor transmisión de la postura monetaria; continuar extendiendo su curva, lo cual contribuiría al desarrollo de referentes de valoración y penetración del mercado de derivados; y preservar elevados estándares de transparencia y credibilidad, amparados en su Comité Rector, esto con el fin de evitar posibles manipulaciones.

Compartir: