Gasnova destaca suficiente oferta de gas licuado de petróleo en 2020; alerta millonario retraso en subsidios

La Asociación Colombiana del Gas Licuado de Petróleo (Gasnova) abordó hoy las proyecciones del sector en el marco de la contingencia por Covid-19, así como algunos problemas que afrontan sus empresas por el retraso en desembolsos de subsidios por parte del Ministerio de Minas y Energía.

Alejandro Martínez, presidente de Gasnova, dio a conocer las cifras de oferta y demanda del gas licuado de petróleo (GLP) en lo que va corrido del año y resaltó su preocupación, debido a los retrasos del Gobierno Nacional en el desembolso de los recursos de los subsidios que se otorgan principalmente usuarios de los estratos 1 y 2 en el sur del país.

Esto teniendo en cuenta que el GLP representa el 22% del total de consumo de energía para cocción en Colombia y luego del gas natural es la principal fuente, pues llega a más de 11,6 millones de personas en su mayoría en el sector residencial, aunque con participación en sectores industriales y comerciales, consolidándose en este rubro.

Martínez destacó que en 2019 se presentó el mayor crecimiento en ventas de la historia reciente del sector de GLP, a una tasa del 8,9% principalmente por la nueva oferta del campo de Cupiagua en Casanare, previo a la crisis por Covid-19 en marzo de 2020.

La demanda promedio mensual el año pasado fue de 52.265 toneladas concentrándose en Antioquia, Cundinamarca, Nariño, Bogotá, Valle del Cauca y Santander.

Sin embargo, ya en abril, las ventas registraron una caída de 5,8%, presentando el canal de ventas envasado una baja del 2%, pero en granel esta se elevó al 15,6%, soportada por el cierre de sectores industriales y comerciales.

No obstante, en el año corrido hasta abril, se consolidan ventas con un crecimiento del 6,6%.  

Martínez destacó que, si bien para el consolidado de cifras de mayo se podría esperar también una reducción, para junio volverían a subir las cifras de ventas, dada la importancia del GLP para los hogares colombianos y el crecimiento en otras áreas.

“Estamos viendo si promovemos con el Gobierno el GLP como reemplazo del diésel para la generación de energía. Es esencial para el bienestar de las familias como fuente de energía confiable de suministro pues no requiere de redes transmisión ni ductos, así como también para las emisiones al aire, pues es un combustible limpio”, resaltó el presidente de Gasnova.

Si bien la asociación estima que el Covid-19 va a tener un impacto en el consumo pues no prevé con exactitud cuándo van a tener los mismos márgenes de ventas antes del confinamiento, cuenta con suficiente suministro, pues no se ha tenido que importar y en enero incluso se tuvieron excedentes de oferta.

“De aquí a diciembre se espera un alto nivel de oferta nacional, con respecto a la demanda estimada. La oferta es suficiente para cubrir el mercado a pesar que en julio saldrá a mantenimiento la planta de Cusiana”, agregó Martínez.

Así, las importaciones solo se prevén como respaldo para el abastecimiento, pero Martínez descartó que se hagan en el segundo semestre del año.

En cuanto al tema de subsidios para el GLP en cilindros, Martínez indicó que el MinMinas no ha podido realizar desembolsos a usuarios de GLP de estratos 1 y 2 en el sur de país desde diciembre de 2019, siendo asumidos directamente por el sector en departamentos como Nariño, Putumayo, Cauca, Caquetá, además de San Andrés.

“Nos genera una enorme preocupación pues está en juego el flujo de caja de las compañías para funcionar y no es sostenible en el tiempo… Algunas han tenido que acudir a préstamos, aunque no se han presentado despidos, pero se pone en riesgo la operación del servicio”, enfatizó el presidente de Gasnova.

El valor de estos recursos asciende a más de $25.000 millones, por lo que Gasnova espera que el decreto de yerros que ya se encuentra listo, debido a un error en el Presupueto General de la Nación de este año, que ha retrasado el desembolso de estos dineros corrija la situación, pues solo está a la espera de la firma del presidente de la República, para autorizar estos montos que cubren a 256.000 hogares en Colombia. 

La situación no da más espera”, concluyó Martínez.

Compartir:

Convierta a ValoraAnalitik en su fuente de noticias