Philip Morris dejará de vender cigarrillos en los próximos 15 años

La compañía viene en un proceso de transición hacia los dispositivos libres de humo para dejar atrás el cigarrillo convencional.

En el marco del evento llamado “Desafiando la sabiduría convencional: Rompiendo las barreras regulatorias hacia la innovación”, organizado por The Economist, se reunieron varios expertos a discutir sobre el reto que tienen los reguladores para garantizar que el entorno comercial y regulatorio satisfaga la disrupción y promueva un pensamiento innovador basado en hechos y evidencia.  

Dentro de los invitados estuvo Lucie Claire Vincent, Presidente de Philip Morris International (PMI) para el Cluster Andino, quien contó un poco sobre el proceso de transición que viene haciendo la compañía hacia los dispositivos libres de humo para dejar atrás el cigarrillo convencional; Diego Molano, Ex-Ministro de Tecnologías de la Información y las Comunicaciones; Víctor Muñoz, Consejero Presidencial para Asuntos Económicos y Transformación Digital y Rodrigo Riaza, analista de investigación, The Economist Intelligence Unit (EIU). Las principales conclusiones del evento fueron:  

#1. El coronavirus ha acelerado la innovación 

La pandemia global del coronavirus ha impactado radicalmente industrias y economías, y Colombia no es la excepción. Si bien el aumento del gasto gubernamental ha puesto al país en camino a recuperarse de la crisis, las antiguas formas de hacer negocios han dado lugar a un pensamiento más innovador para que Colombia logre prepararse con éxito para un futuro brillante. 

Por ejemplo, en cuanto a salud, los hospitales se han ido modernizando para ser inteligentes y en muchos ya se observa que las historias clínicas son electrónicas. De igual forma, empresas como PMI, han empezado a desarrollar nuevas tecnologías que impactan de forma positiva la salud pública. Un ejemplo claro es el IQOS, un producto de tabaco calentado desarrollado por PMI como una alternativa de riesgo reducido para las personas que a pesar de los daños que producen los cigarrillos quieren continuar fumando.  

Recomendado: Colombia: Recomiendan más impuestos a tabaco, vapeadores y reformar ICA

En ese sentido, el exministro, Diego Molano, afirmó que Colombia debe mirar las prácticas globales y apropiarlas y hacerlas realidad en el mercado Colombiano. “La humanidad cambiará más en los próximos 20 años de lo que ha cambiado en la historia. Si queremos estar a la vanguardia, la regulación debe ir al mismo ritmo que la tecnología”, afirma Molano. 

#2. Los reguladores deben garantizar un entorno que promueva el pensamiento innovador  

Los marcos regulatorios en Colombia en su mayoría son del siglo pasado y necesitan un nuevo aire. Estos deben estar centrados en el consumidor para que los ciudadanos se sientan satisfechos en una nueva realidad de la economía digital. “La regulación deja de ser estática y pasa a ser como un algoritmo que es dinámico y se ajusta a medida que la realidad cambia”, afirmó el exministro Molano. 

Adicionalmente, para que Colombia sea campeón y genere nuevos empleos debe haber una nueva ola regulatoria que promueva y acelere la innovación.  

A esto, Lucie Claire  Vincent, Presidente de PMI para el Cluster Andino, afirmó que los reguladores deben apoyarse en la ciencia para lograr que la innovación y la regulación vayan de la mano. Para ello, el Gobierno debe dedicar tiempo para revisar la información científica y técnica para que tengan en cuenta los mejores productos y servicios para el ciudadano. Víctor Muñoz, Consejero Presidencial para Asuntos Económicos y Transformación Digital, comentó que también es necesario que el Gobierno cree leyes que permita generar atraer masivamente el talento capacitado. 

#3. Las empresas deben contribuir al crecimiento a través de la innovación 

Un ejemplo de crecimiento a través de la innovación ha sido Philip Morris, ya que hace varios años se embarcó en una tarea disruptiva: que es en un plazo de 10-15 años la compañía dejará de vender cigarrillos. Esto a través de la inversión en ciencia y tecnología para la creación de un dispositivo electrónico libre de combustión.

Este dispositivo al eliminar la combustión, elimina hasta el 95% de los químicos nocivos o potencialmente nocivos que libera un cigarrillo tradicional y representa una alternativa de riesgo reducido para los consumidores que desean continuar fumando. 

Este tipo de innovaciones deben darse a conocer y el marco regulatorio debe tener en cuenta sus diferencias con respecto a otros productos como el cigarrillo tradicional.

Para esto es importante generar espacios de colaboración y conversación en la esfera pública y en los espacios regulatorios para que los ciudadanos puedan conocer y beneficiarse de este tipo de productos. 

La presidenta de PMI afirmó que “Colombia siempre ha sido un mercado de gran oportunidad porque está abierto a inversionistas y tiene un alto nivel de emprendimiento e innovación. Por eso se decidió que Colombia iba a ser el pionero en Latinoamérica. De ahí en adelante PMI ha estado apoyando a nivel local con la generación de empleo por medio de la comercialización de los dispositivos de tabaco calentado IQOS”.

Compartir:

Convierta a ValoraAnalitik en su fuente de noticias