Euro se mantiene como la segunda moneda más fuerte del mundo

Euro. FOTO: Pixabay

El euro se mantiene como la segunda moneda más fuerte del mundo, después del dólar, y la pandemia de la Covid-19 no afectó su participación en el mercado internacional.

Así lo determinó un nuevo informe del Banco Central Europeo (BCE), que detalló que la divisa ha tomado un papel importante en los mercados de bonos verdes, que está en crecimiento y se perfila como uno de los factores clave en las transacciones hechas con euros.

Más de la mitad de los bonos verdes emitidos mundialmente en 2020 fueron en euros. Para la emisión internacional (es decir, emisiones de bonos por parte de no nacionales), alrededor de un tercio de los bonos verdes emitidos en 2020 estaban denominados en euros, lo que representó un aumento de tres veces en comparación con 2016.

Entérese de la actualidad Internacional en Valora Analitik

Christine Lagarde, presidenta del BCE, detalló que “el euro sigue siendo indiscutible como la segunda moneda más utilizada a nivel mundial después del dólar estadounidense”.

En 2020, el euro tuvo una participación del 19 % en los mercados internacionales, marcada por las transacciones de los préstamos, el stock de títulos de deuda y la facturación para importaciones de bienes fuera de la zona euro. Todos esos indicadores mantuvieron un comportamiento estable respecto al año previo.

Sin embargo, el papel del euro en las reservas mundiales de divisas y en la emisión de deuda en moneda extranjera disminuyó. Otro factor en el que se vio afectada su relevancia fue el de los depósitos internacionales pendientes.

El euro es una de las monedas más fuertes del mundo, utilizada como moneda oficial en 27 países que suman una población de más de 746 millones de habitantes. Para mantener su participación en el mercado, el BCE promete fortalecer el vínculo económico y monetario que marca las relaciones en la Unión Europea.

El informe presentado este dos de junio por el emisor indaga sobre la posibilidad de emitir una moneda digital, que podría servir para pagos transfronterizos. No obstante, Fabio Panetta, miembro de la Junta Ejecutiva del BCE, detalló que el liderazgo del euro estará adscrito a las políticas del BCE y la profundidad de los mercados.

Después del dólar (59 % de participación en la reserva mundial) y el euro, las monedas más fuertes son el yen japonés y el renminbi chino. Las transacciones en dólares en asuntos como las reservas internacionales, la deuda internacional y los préstamos doblan las que se hacen en euros.

Compartir:

Convierta a ValoraAnalitik en su fuente de noticias