Premercado | Bolsas en rojo tras reunión de la Fed; crudo en máximos de 7 años

ASIA

La Bolsa de Tokio cerró este jueves con una caída del 3,11 % de su principal indicador, el Nikkei, arrastrada por las perspectivas de una probable subida de tipos de interés en Estados Unidos pronto. Lea más de Premercado.

Según EFE, el Nikkei retrocedió 841,03 puntos, hasta los 26.170,30 enteros, mientras que el índice más amplio Topix, que agrupa a los valores con mayor capitalización, los de la primera sección, perdió 49,41 puntos, un 2,61 %, hasta los 1.842,44 enteros.

El selectivo referencial, que en la víspera tocaba su nivel más bajo en un año, abrió al alza a la captura de gangas, pero a los pocos minutos de negociación empezó a descender hasta perder más de 900 puntos, tocando al cierre su nivel más bajo desde noviembre de 2020.

La Bolsa de Seúl registró este jueves una caída del 3,5 % de su principal indicador, el Kospi, el quinto descenso consecutivo y su nivel más bajo de los últimos catorce meses, ante la probable subida de tipos de interés en EEUU.

Información de EFE reveló que el Kospi bajó 94,75 puntos, hasta situarse en 3.029,57 unidades, en una sesión en la que se movieron 20,3 billones de wones (15.786 millones de euros). Y el índice de valores tecnológicos Kosdaq también perdió un 3,73 %, o 32,86 puntos, hasta 849,23 enteros.

EUROPA

Las bolsas europeas no logran remontar en la apertura agitadas por cuestiones macro y políticas.

Y es que si bien es cierto que, en la sesión del miércoles, los principales índices europeos vivieron un jornada de alivio cerrando al alza, la reacción de los mercados financieros estadounidenses tras la reunión del Comité Federal de Mercado Abierto de la Reserva Federal (Fomc) hace dudar de la capacidad de la renta variable de recuperar el terreno perdido en las últimas semanas, al menos en el corto plazo.

Este jueves, el DAX alemán cedía 1,70 % a los 15.197,07; el Ftse 100 de Londres restaba 1,05 % a los 7.391,40 puntos; el Ibex 35 de España descendía 1,40 % a los 8.499 puntos; el CAC 40 caía 1,52 % a los 6.876,15 y la bolsa italiana se dejaba 1,21 % a los 26.297,00.

Por su parte, el Euro Stoxx 50 retrocedía 1,68 % hasta los 4.094,55 puntos.

En materia empresarial, según Estrategias de Inversión, Siemens Energy evalúa opciones para la integración total de Siemens Gamesa.

Por otro lado, UBS ha comprado el proveedor de gestión automatizada de patrimonios estadounidense Wealthfront, que gestiona más de US$27.000 millones, en una operación de US$1.400 millones. Además, Deutsche Bank llevará a cabo una recompra de acciones de 300 millones de euros y pagará dividendo para 2021.

Vale decir que el banco casi triplicó su beneficio del cuarto trimestre, desafiando las expectativas de pérdidas, ya que los ingresos del banco de inversión aumentaron. El beneficio neto atribuible a los accionistas fue de 145 millones de euros (162,62 millones de dólares) en los tres meses que terminaron el 31 de diciembre, según las cifras publicadas este jueves.

Esta cifra se compara con el beneficio de 51 millones de euros del año anterior, y es mejor que las expectativas de los analistas de una pérdida de unos 130 millones de euros, según Estrategias de Inversión.

También, fue el sexto trimestre consecutivo de ganancias, la racha más larga del banco en positivo desde 2012, y un éxito para el consejero delegado Christian Sewing, quien fue ascendido a jefe ejecutivo en 2018 para dar un giro a Deutsche después de una serie de costosos problemas regulatorios.

Finalmente, Telecom Italia abrió la puerta a una escisión de sus preciados activos de infraestructuras.

EE. UU.

Los futuros bursátiles se tambalearon debido a que los inversionistas se preocuparon por la velocidad a la que la Reserva Federal se movería para elevar las tasas de interés y esperaban más ganancias de las principales empresas de consumo y tecnología.

De acuerdo con información de The Wall Street Journal, los futuros vinculados al S&P 500 oscilaron entre pequeñas ganancias y pérdidas, luego de caer más de 1 % este jueves.

Los futuros del Nasdaq-100 subieron 0,2 % y los futuros del Dow Jones Industrial Average se mantuvieron.

El Stoxx Europe 600 cayó 0,2 %, invirtiendo la dirección después de avanzar moderadamente. Los índices de Asia-Pacífico cayeron bruscamente, con indicadores en China, Japón y Corea del Sur alcanzando sus niveles de cierre más bajos en más de un año.

Los movimientos se produjeron después de un episodio de volatilidad en el mercado de valores de Estados Unidos que vio a los índices oscilar violentamente esta semana. El VIX alcanzó su nivel más alto en un año el miércoles.

Los mercados se han visto afectados por las preocupaciones sobre la política del banco central en torno a las tasas de interés y la inflación y las tensiones geopolíticas sobre Rusia.

La temporada de ganancias está en curso y se considera la próxima gran prueba de si las valoraciones altísimas del mercado de valores pueden justificarse, según The Wall Street Journal.

Cabe recordar que El miércoles, la Fed señaló que comenzaría a subir las tasas de interés a mediados de marzo, su último paso hacia la eliminación del estímulo para reducir la inflación. El presidente de la Fed, Jerome Powell, precisó que el banco central podría continuar elevando las tasas más rápido que durante la última década.

El rendimiento de la nota del Tesoro de referencia a diez años bajó a 1,833 % el jueves desde 1,845 %. Los bonos del gobierno a más corto plazo continuaron vendiéndose, y el rendimiento del Tesoro a dos años subió al 1,208 %, alcanzando un nuevo máximo pandémico.

El dólar se fortaleció, con el índice del dólar WSJ subiendo al nivel más alto en nueve semanas.

PETRÓLEO

El petróleo tocaba este jueves un máximo de siete años en torno a los 90 dólares por barril, ya que la crisis de Ucrania respaldaba los precios pese a las señales de que la Reserva Federal endurecerá su política monetaria.

Según Reuters, a las 1113 GMT, los futuros del crudo Brent subían seis centavos, o 0,07 %, a 90,02 dólares el barril, mientras que los del West Texas Intermediate en Estados Unidos (WTI) cedía dos centavos, o 0,02 %, a 87,35 dólares.

Los precios del crudo ya subieron la víspera, con el Brent superando los 90 dólares por primera vez en siete años, en medio de las tensiones entre Rusia y Occidente. Rusia, el segundo mayor productor petrolero mundial, y Occidente están enfrentados por Ucrania, lo que aviva los temores de interrupción de los suministros de energía hacia Europa.

Vale decir que ambos contratos bajaron en las primeras operaciones después de que la Reserva Federal dijo el miércoles que es probable que suba las tasas de interés en marzo y que planea poner fin a sus compras de bonos ese mes en su lucha por controlar la inflación.

De acuerdo con Reuters, el dólar se apreciaba tras el anuncio, encareciendo el petróleo para los compradores que utilizan otras divisas.

“La crisis de Ucrania está impidiendo una caída más pronunciada de los precios, ya que sigue preocupando que las entregas de petróleo y gas ruso puedan verse obstaculizadas en caso de una escalada militar”, explicó Commerzbank tras el descenso matinal de los precios.

(Con información de EFE, Reuters, Finviz, The Wall Street Journal, Estrategias de Inversión)

Compartir:

Convierta a ValoraAnalitik en su fuente de noticias