Premercado | Bolsas volátiles ante la incertidumbre y tensiones en Ucrania

ASIA

El principal índice de la Bolsa de Tokio, el Nikkei, bajó 0,41 % este viernes por la preocupación ante la incertidumbre y las tensiones en Ucrania. Lea más de premercado.

Según información de EFE, el Nikkei, que agrupa a los 225 títulos más representativos del mercado, retrocedió 110,8 puntos, hasta 27.122,07 enteros. Mientras que el Topix, que incluye a las firmas de la primera sección, las de mayor capitalización, perdió un 0,36 % o 6,93 puntos, hasta situarse en 1.924,31 unidades.

El parqué tokiota abrió a la baja, lastrado por las pérdidas en Wall Street la jornada anterior y temeroso por la tensión en Europa del Este, tras los mensajes contradictorios sobre los movimientos de las tropas rusas en la frontera y renovarse la preocupación ante una posible invasión de Ucrania.

Las pérdidas estuvieron encabezadas hoy por los sectores de la minería, el caucho y el transporte aéreo.

Por su parte, de acuerdo con EFE, el Kospi, índice de referencia de la bolsa de Seúl, cerró la jornada de hoy prácticamente plano, con una ganancia del 0,02 %, en una sesión sin dirección clara en vísperas de la reunión prevista entre EE.UU. y Rusia para la semana próxima.

El referencial surcoreano avanzó 0,43 puntos hasta situarse en 2.744,52 enteros, mientras que el índice tecnológico Kosdaq subió 7,49 puntos, o un 0,86 %, hasta quedar en 881,71 unidades.

En una jornada con un volumen de negocio moderado, los inversores institucionales y minoristas fueron hoy compradores netos y permitieron finalmente una subida marginal del Kospi.

EUROPA

La Bolsa española cae 0,14 % mientras continúa pendiente de las informaciones que llegan de la crisis de Ucrania y tras conocerse que el presidente ruso, Vladímir Putin, dirigirá mañana ejercicios con misiles balísticos y de crucero, en medio de la escalada de tensiones entre Moscú y Occidente.

De acuerdo con información de EFE, a las 12.00 horas, el selectivo español Ibex 35 perdía 11,10 puntos, ese 0,14 % y se situaba en 8.659,40 puntos.

La situación que se vive entre Ucrania y Rusia lleva a las bolsas europeas a tener un comportamiento dispar, y mientras Madrid y Fráncfort cotizan a la baja, en este último caso 0,15 %, París subía 0,29 % y Londres y Milán avanzaban 0,18 % en ambos casos.

También sube el Euro Stoxx 50, que agrupa las compañías europeas de mayor capitalización, 0,23 %.

En el selectivo español, Ibex 35, las mayores pérdidas son para Aena, con una caída del 2,27 %; Siemens Gamesa, con el 2,12 %; Indra, con el 0,83 %; Repsol, con el 0,79 %; Ferrovial, con el 0,67 %; Solaria, con el 0,61 %; y Cellnex, con el 0,59 %, según EFE.

En el mercado de deuda, el rendimiento del bono español a diez años baja y se sitúa en 1,213 %, mientras que la prima de riesgo sube un 0,20 % y se sitúa en 98,55 puntos básicos.

En el mercado de divisas, el euro se mantiene estable respecto al dólar y se cambia a 1,135 unidades.

EE. UU.

Wall Street cerró el jueves fuertemente a la baja. El Dow Jones sufrió una penalización de 1,78% hasta los 34.312 puntos, el S&P 500 cerró en los 4.380 puntos tras dejarse algo más del 2,12% mientras que el Nasdaq marcó en los 14.171 puntos su precio de cierre tras dejarse un 2,9% en la sesión.

Según Estrategias de Inversión, las noticias de los enfrentamientos armados entre los rebeldes secesionistas de las regiones del este de Ucrania, enfrentamientos de los que ambas partes se culparon el jueves, generó inquietud entre los inversores.

A eso se sumaron los ataques cruzados que sobre la crisis ucraniana en la ONU entre Rusia y Estados Unidos, así como las evidencias de que la retirada de tropas de la frontera con Ucrania por parte del ejército ruso ha sido considerada sólo una maniobra de distracción.

El temor de los mercados es que Rusia aproveche los enfrentamientos entre el ejército ucraniano y las regiones secesionistas, a las que apoya y cuya población es mayoritariamente de origen ruso, como excusa para invadir Ucrania, al menos para introducir tropas en las mencionadas regiones.

Ayer el Gobierno estadounidense propuso una reunión inmediata entre el secretario de Estado, Blinken, y el ministro ruso, Lavrov. Si bien Rusia aceptó el ofrecimiento, lo pospuso hasta finales de la semana que viene. Esto ha dado cierta tranquilidad a los inversores en la sesión de hoy.

Con este escenario, este viernes los futuros de Wall Street llegan con subidas de 0,35% para el Dow Jones, de 0,51% para el S&P500 y de 0,76% para el Nasdaq.

Por otro lado, sigue siendo la principal preocupación de los inversores la inflación en Estados Unidos, el presidente de la Reserva Federal de St Louis, James Bullard, declaró que sigue viendo una inflación demasiado elevada y que eso obliga a moverse.

Explicó también que los aumentos salariales están siendo erosionados por la inflación, que se trata de los pasos iniciales para alejarse de la política acomodaticia, y que subir los tipos no pondría a la economía en recesión, recordó Estrategias de Inversión.

PETRÓLEO

Los precios del petróleo ampliaban sus pérdidas el viernes y se encaminaban a anotar una pérdida semanal, debido a que la posibilidad de mayores exportaciones de crudo iraní eclipsaban los temores de una potencial interrupción de los suministros como resultado de la crisis entre Rusia y Ucrania. Lea más de petróleo.

Según Reuters, a las 1032 GMT, los futuros del crudo Brent caían 2,44 dólares, o 2,6 %, a 90,53 dólares por barril, extendiendo un descenso de 1,9 % de la sesión previa. Los futuros del petróleo West Texas Intermediate (WTI) de Estados Unidos cedían 2,39 dólares, o 2,6 %, a 89,37 dólares por barril, después de bajar un 2 % el jueves.

Los temores sobre posibles interrupciones en el suministro como resultado de la presencia militar rusa en las fronteras de Ucrania han limitado las pérdidas esta semana.

Ambos contratos referenciales alcanzaron el lunes sus niveles más altos desde septiembre de 2014, pero la posibilidad de que se suavicen las sanciones petroleras contra Irán ha encaminado los precios hacia su primera caída semanal en nueve semanas, de acuerdo con Reuters.

Un acuerdo que está tomando forma para revivir el pacto nuclear de 2015 entre Irán y las potencias mundiales establece fases de pasos mutuos para que las partes vuelvan al cumplimiento pleno, no obstante, el primero no incluye exenciones a las sanciones petroleras, explicaron los diplomáticos.

En consecuencia, hay pocas posibilidades de que el crudo iraní regrese al mercado en el futuro inmediato para aliviar la actual escasez de suministros, dijeron analistas.

(Con información de EFE. Estrategias de Inversión, Reuters, The Wall Street Journal y Finviz)

Compartir:

Convierta a ValoraAnalitik en su fuente de noticias