Elon Musk compra 9,2% de Twitter: acciones suben 25% en preapertura

Elon Musk. Foto: El Español

El fundador de Tesla, Elon Musk, adquirió una participación del 9,2% en la red social Twitter, lo que ha hecho disparar su acción un 25% hasta los US$43,19 en las operaciones previas a la comercialización del lunes.

Según un informe de la Comisión de Bolsa y Valores​​ de EE. UU. (SEC), Elon Musk compró unos 73,5 millones de acciones que equivalen al 9,2% del total de Twitter. La operación tiene un valor de US$2.890 millones, según el precio de cierre de la empresa del pasado viernes. (Ver más Noticias de Mercado)

En el pasado, Musk ha sido sancionado por la SEC por su uso de las redes sociales, a través de las cuales, según el regulador estadounidense, supuestamente infringió las normas al recomendar o divulgar transacciones sobre sus acciones de Tesla.

Recomendado: Los consejos de Elon Musk para invertir en tiempos de alta inflación

Si bien se califica como una participación pasiva, los inversionistas estaban ofreciendo acciones más altas ante la posibilidad de que esto pudiera conducir a algo más.

“Musk podría intentar adoptar ahora una postura más agresiva en Twitter”, dijo el analista de Wedbush, Dan Ives. “Esto eventualmente podría conducir a algún tipo de compra”, agregó.

Musk, quien es muy activo en esta red social, ha criticado varias veces a la compañía de medios sociales por los últimos cambios de política. Según el magnate de Silicon Valley, estos cambios no garantizan la libertad de expresión.

El fundador de Tesla es un usuario frecuente de Twitter y tiene más de 80 millones de seguidores en la plataforma. Sin embargo, algunos de sus tweets lo han llevado a muchos problemas a lo largo de los años.

Lea también: Warren Buffet vende parte en acciones de Visa y Mastercard y apuesta por el neobanco Nubank

El 7 de agosto de 2018, Musk tuiteó que tenía “fondos asegurados” para privatizar Tesla a US$420 por acción. Los 12 meses posteriores a ese tweet fueron problemáticos para los accionistas la empresa.

En ese tiempo, Tesla estableció récords de desempeño, pero también tuvo que lidiar con litigios, investigaciones gubernamentales y despidos. Musk también llegó a un acuerdo con la SEC que lo destituyó inclusive del cargo de presidente de Tesla.

“Esta transacción tiene sentido dado lo que Musk ha estado hablando, al menos desde la perspectiva de las redes sociales y sus libertades”, concluyó Ives.

Convierta a ValoraAnalitik en su fuente de noticias