¿Una jornada laboral de 4 días a la semana? El 83 % de los colombianos aceptaría

La digitalización de las compañías y el auge del teletrabajo han cuestionado la viabilidad de continuar operando bajo un modelo tradicional que busca retener el talento solo desde la compensación económica, cuando la pandemia evidenció que los colaboradores quieren cada vez más cumplir con los objetivos operativos sin dejar de lado su vida personal y con un horario mucho más flexible. Vea más noticias empresariales aquí

Así se muestra en los resultados del estudio Regreso a la Oficina 2022 de Citrix, en el que se evidencia que el 83 % de los colombianos aceptaría una jornada laboral de cuatro días a la semana.

No obstante, pese a que los trabajadores en el país piden más flexibilidad en sus compañías, el 26 % siente estar más cerca de trabajar una semana laboral de seis días, que una de cuatro en este momento, y el 48 % ve poco probable que su empleador ofrezca pronto una semana laboral reducida.

Cifras que, si bien muestran hacia dónde va el futuro del trabajo, también dejan en evidencia el largo camino por recorrer que tienen las organizaciones para ofrecer mayor bienestar a sus trabajadores y la necesidad de migrar hacia una cultura del trabajo basada en el cumplimiento de metas y no de horas.

De hecho, esto será tan importante que, desde ya el 24 % de los encuestados señala que consideraría dejar su trabajo y/o comenzar a buscar uno nuevo si no se le ofrece flexibilidad en su compañía (la capacidad de elegir cuándo y dónde trabajar), mientras que el 33 % cambiaría su puesto de trabajo si se le ofreciera un acuerdo que sea de su preferencia.

Destacado: Así cambiaron las rutinas laborales en Colombia: bajan costos y aumentó productividad

Juan Pablo Villegas, director Multipaís de Citrix para América Latina, explica que por muchos años las compañías han entendido que el trabajo está directamente relacionado con un lugar físico, así como la eficiencia con la cantidad de horas frente a una pantalla.

Sin embargo, “hoy vemos que es posible realizar las tareas desde cualquier parte del mundo y en un menor tiempo gracias a la tecnología. Este cambio de paradigma y la transformación tecnológica, nos obligan a mirar más allá y a repensar las prácticas tradicionales, poniendo como prioridad el bienestar de nuestros empleados y la satisfacción de sus necesidades”, agregó Villegas.

Para lograr este cambio de modelo laboral, hoy en día la tecnología se posiciona como el aliado perfecto. Un claro ejemplo de ello son las soluciones de escritorios como servicio (DaaS), que facilitan el trabajo flexible al garantizarle a cada empleado el ingreso a la información y diferentes aplicaciones para llevar a cabo sus tareas, con seguridad de extremo a extremo.

Lograr recorrer este camino, conforme muestran los datos, puede marcar una diferencia para retener el mejor talento no solo desde el punto de vista económico o personal, sino desde una visión que encaja la productividad y la demanda de objetivos ajustada al estilo de vida y las necesidades de cada persona, al final en la posibilidad de mantener un equilibrio entre la vida laboral y personal.

Compartir:

Convierta a ValoraAnalitik en su fuente de noticias