Premercado | Futuros bursátiles suben mientras Wall Street intenta reanudar un repunte

ASIA

La Bolsa de Tokio cerró con un descenso de 0,96 % de su principal indicador, el Nikkei, debido a la retirada de ganancias y a la publicación de las actas de la última reunión de la Reserva Federal (Fed) de Estados Unidos, donde los inversores vieron señales mixtas sobre las subidas de tipos. Lea más de Premercado.

El Nikkei terminó con una bajada de 280,63 puntos, hasta los 28.942,14 enteros, mientras que el índice más amplio Topix, que agrupa a los valores con mayor capitalización, retrocedió 16,49 puntos o un 0,82 %, hasta los 1.990,50 enteros, según información de EFE.

El índice referencial reflejó así las recogidas de beneficios entre los inversores del parqué tokiota, después de que en la víspera el Nikkei rebasara la barrera psicológica de los 29.000 puntos, su mayor nivel en los últimos siete meses.

Otro factor negativo fue la ausencia de pistas claras aportadas por las actas publicadas en la víspera por la Fed, en las que la entidad insistía en que las alzas de tipos continuarán en EE.UU. hasta que la inflación esté controlada, al tiempo que reconocía la necesidad de reducir el ritmo de esas subidas «en algún punto», de acuerdo con EFE.

Por su parte, el Hang Seng de Hong Kong perdió un 0,5 % y el Shanghai Composite descendió un 0,5 %.

EUROPA

Las bolsas europeas bajaban este jueves en una sesión agitada, después que una integrante del consejo del Banco Central Europeo insinuara otra gran subida de tipos el mes que viene, aunque los riesgos de recesión se endurezcan, con la atención puesta en las cifras de inflación regional de julio que se publicarán más tarde en la sesión. Lea más de mercados.

Al respecto, el índice Stoxx 600 continental descendía un 0,1 %, acercándose a los mínimos de una semana. Las mineras y los bancos lideraban las pérdidas, mientras que los valores energéticos subían un 0,4% al mantenerse los precios del crudo, de acuerdo con información de Reuters.

Las perspectivas de la inflación en la Eurozona no han mejorado desde la subida de tipos de 50 puntos básicos en julio, indicó Isabel Schnabel, miembro del consejo del BCE, sugiriendo que es partidaria de otra gran subida de los tipos de interés el próximo mes.

Cabe recordar que el miércoles, las actas de la reunión de julio de la Reserva Federal ofrecieron poca tranquilidad sobre el ritmo de las subidas de los tipos en Estados Unidos.

La atención se centra ahora en las lecturas de la inflación de los precios al consumidor de la Zona Euro, que en julio, la mayor contribución a la tasa de inflación anual provino de la energía (+4,02pp), seguida de los alimentos, el alcohol y el tabaco (+2,08 pp), los servicios (+1,60 pp) y los bienes industriales no energéticos (+1,16pp), señaló la agencia europea.

Entre los valores, Geberit caía un 3,4 % tras decir que su beneficio trimestral se redujo en una quinta parte, ya que el fabricante suizo de suministros de fontanería se vio afectado por las fuertes subidas de precios, según Reuters.

Adyen es uno de los valores que más retrocedía, con una caída del 13,6 % después que el procesador de pagos neerlandés publicara los resultados del primer semestre del año.

EE. UU.

Los futuros del mercado de valores en Estados Unidos subieron ligeramente este jueves, ya que los inversores intentaron recuperar el equilibrio un día después de que el Promedio Industrial Dow Jones rompiera una racha ganadora de cinco días y una reciente recuperación del mercado pareciera desvanecerse. Lea más de internacionales.

Los contratos de futuros vinculados al Dow Jones subieron 39 puntos, o un 0,11 %. Los futuros del S&P 500 ganaron un 0,16% junto con los futuros del Nasdaq 100.

Según Cnbc, los inversionistas continuaron monitoreando las ganancias minoristas para conocer la salud del consumidor, lo que continuó este jueves con informes de Kohl’s, Bath & Body Works y BJ’s Wholesale.

Las acciones de Kohl cayeron antes de la comercialización después de que la compañía redujera su orientación.

Vale recordar que el miércoles, el Dow cayó aproximadamente 172 puntos, o un 0,5%. El S&P 500 cayó un 0,7% en su primera sesión negativa en cuatro. El Nasdaq Composite fue el de peor rendimiento relativo, con una caída del 1,25%. El índice tecnológico y el S&P 500 ahora están en camino de romper una racha ganadora de cuatro semanas.

Esos movimientos se produjeron cuando los operadores analizaron las actas de la reunión de julio de la Reserva Federal. De acuerdo con Cnbc, el banco central sigue comprometido con la lucha contra la inflación , pero indicó que podría ajustar su ritmo de endurecimiento en función de las condiciones del mercado.

Los inversionistas esperaban que la Fed pudiera reducir el ritmo de sus alzas de tasas después de que la lectura del índice de precios al consumidor de julio mostrara un ligero enfriamiento de la inflación. Pero no todos están convencidos.

Además, este jueves los inversionistas también estarán atentos a algunos datos económicos clave, incluidas las solicitudes semanales de desempleo y las ventas de viviendas existentes.

PETRÓLEO

Los precios del petróleo subían este jueves, ya que los sólidos datos de consumo de combustible en Estados Unidos y la previsión de una caída de la oferta rusa a finales de año contrarrestaban la preocupación de que una posible recesión inminente pueda reducir la demanda. Lea más de petróleo.

A las 1124 GMT, los futuros del crudo Brent subían US$1,23, o un 1,31 %, a US$94,86 por barril, y los del crudo estadounidense ganaban 81 centavos, o un 0,92 %, a US$88,93, de acuerdo con información de Reuters.

Hay que decir que los precios avanzaron más de 1 % durante la sesión anterior, aunque el Brent llegó a caer hasta su mínimo desde febrero.

Los futuros han caído durante los últimos meses, ya que los inversores han estudiado detenidamente unos datos económicos que han estimulado la preocupación por una posible recesión que podría perjudicar la demanda de energía.

Según Reuters, en apoyo de los precios, las existencias de crudo de Estados Unidos cayeron en 7,1 millones de barriles en la semana hasta el 12 de agosto, según datos de la Administración de Información de Energía (EIA), frente a las expectativas de un declive de 275.000 barriles, mientras las exportaciones alcanzaron los cinco millones de barriles diarios (bpd), la cifra más alta registrada.

En línea con información de la agencia, los analistas advierten que las prohibiciones impuestas por la Unión Europea al crudo ruso transportado por vía marítima en diciembre y a las importaciones de productos a principios del año que viene podrían reducir drásticamente la oferta y hacer subir los precios.

(Con información de Investing, EFE, Reuters, Cnbc, The Wall Street Journal, Finviz, Estrategias de Inversión)

Convierta a ValoraAnalitik en su fuente de noticias