Panorama palmicultura en Colombia: ¿cuánto se exportará para final de 2022?

En la apertura de la XX Conferencia Internacional de Palma de Aceite que se desarrolla en el Centro de Convenciones de Cartagena, Nicolás Pérez, presidente ejecutivo de Fedepalma, destacó que dado el buen comportamiento de la producción y de los precios, se proyecta que el valor de las exportaciones del aceite de palma, palmiste y sus fracciones alcanzarán US$800 millones para final de año.

Así, la industria de la palma de aceite en Colombia se consolida año tras año como uno de los sectores de mayor liderazgo y futuro dentro de la agroindustria local por su dinámica productiva, gran potencial, versatilidad y su creciente compromiso con la sostenibilidad ambiental y social que ubican al país como un líder en el mundo.

Colombia lidera la producción de aceite de palma en América y es el cuarto mayor productor en el mundo, teniendo un buen rendimiento y potencial para su expansión de manera sostenible con el ambiente.

Esa tendencia favorable continuó en el año 2021, ya que, según Fedepalma, el aumento en la producción fue del 12 % frente a 2020 para totalizar 1,75 millones de toneladas por valor de $7,5 billones.

En aspectos económicos, el valor de la producción colombiana el año pasado fue valorada en US$2.000 millones y este año se estima estará cerca de US$2.150 millones.

“Todos estos recursos irrigan de forma importante la economía nacional gracias a que la palmicultura colombiana abarca 161 municipios de 21 departamentos del país. Fue así como el año pasado el sector representó el 16 % del PIB agrícola nacional y creemos que este año su participación se mantendrá con un valor similar”, afirmó el presidente de Fedepalma.

De esta manera, el aceite de palma se ubicaría en el primer renglón en exportaciones no tradicionales y en cuarto lugar en agropecuarias, resaltando los mercados de la Unión Europea (principalmente Países Bajos), Brasil y México, los de mayor importancia, como destino de las exportaciones colombianas.

Le puede interesar: Colombia: llega la vigésima Conferencia Internacional sobre Palma de Aceite en Cartagena

Por otro lado, Colombia es líder en este aspecto en Latinoamérica al aportar un 38 % de la producción certificada en la región, lo que es clave de cara a posicionarse en los mercados internacionales, principalmente en Europa, que cada vez prioriza más la compra de aceite de palma sostenible certificado.

Adicionalmente en términos del aporte del sector en la balanza comercial, el año pasado las exportaciones del sector superaron los US$660 millones representando el 7 % del total de valor de las exportaciones agropecuarias y quedando como primer renglón en exportaciones no tradicionales. En el caso de Colombia, este sector ha sido el único producto de exportación que ha aumentado su participación significativamente en las últimas décadas.

La industria de palma de aceite en el mundo

En el mundo se estima que la agroindustria de palma de aceite genera aproximadamente ocho millones de empleos totales, irrigando la economía de más de 30 países. En Colombia la agroindustria genera cerca de 200.000 empleos y de esos el 85 % son formales.

Adicionalmente, las últimas proyecciones de la FAO indican que la producción agrícola mundial deberá aumentar un 70 % hasta 2050 para alimentar a 2.300 millones de personas adicionales.

En este contexto los aceites vegetales en general, y el de palma en especial, tienen un rol preponderante en garantizar un suministro creciente y competitivo de alimentos para el mundo.

Los aceites vegetales atienden principalmente el mercado mundial de alimentos: tres de cada cuatro toneladas de aceite que se producen en la actualidad se destinan al mercado de alimentos y el 17 % a la producción de biodiesel. Del aceite que se destina para la alimentación, el de palma representa el 33% de la oferta mundial, siendo el aceite vegetal que lidera la participación en este segmento, seguido de cerca por el de soya con 32%

Desde el año 1990, la producción mundial de aceites y grasas vegetales se multiplicó por tres, pasando de 80 millones de toneladas a más de 240 millones de toneladas.

Desde hace ya más de una década, el aceite de palma y palmiste es el aceite más producido, el más transado y el más consumido del mundo, con una participación del 35% de la oferta total de aceites y grasas vegetales.

Según un estudio de Drewry, se estima que el comercio mundial de aceite de palma alcanzará 43 millones de toneladas en 2022 y los flujos comerciales de aceites vegetales aumentaran 2,3 % anual en los próximos cinco años. Adicionalmente se estima que el valor mundial de las exportaciones de palma podría alcanzar alrededor de US$64 billones en 2022.

De 309 millones de hectáreas dedicadas en el mundo para los cultivos oleaginosos, la palma representa menos del 8 % del área y participa con el 35 % de la oferta de aceites y grasas vegetales en el mundo.

Convierta a ValoraAnalitik en su fuente de noticias