Reforma pensional podría tener fuerte aumento en su costo por nuevos regímenes especiales

La reforma pensional de Colombia podría tener un incremento en su costo debido a las nuevas condiciones agregadas.

Pesos colombianos.
Pesos colombianos. Foto: tomada de istockphoto.com
Síguenos en nuestro canal de noticias de WhatsApp

El pasado martes, 23 de abril del 2024, el Senado de la República dio luz verde en segundo debate a la reforma pensional de Colombia. El articulado presentó varios cambios, dentro de los cuales se encuentran diferenciales especiales para la población étnica en Colombia.

Según los expertos esto podría generar un impacto económico adicional a la reforma pensional.

De acuerdo con cifras de Credicorp Capital la reforma pensional en los próximos años tendría un costo del 0,2 % del Producto Interno Bruto (PIB), pero seguiría aumentando hasta el 2060.

“Para los próximos años, el impacto fiscal de la reforma proveniente de los pilares solidario y semicontributivo sería relativamente bajo, de -0,2 % del PIB”, dijo la entidad.

Sin embargo, resaltó que estas presiones de los regímenes especiales podrían generar un impacto fiscal importante que aún no se ha cuantificado.

“Aunque debe reconocerse que el nuevo texto implicaría algunas presiones potenciales adicionales derivadas de tratos diferenciales hacia mujeres y grupos étnicos difíciles de cuantificar), pero convergería hacia 0,6 % o 0,7 % del PIB después de 2060”, señaló la firma.

Además, resaltó que una vez que el fondo de ahorro se agote alrededor de ese año, el costo fiscal aumentará en un ~3 % adicional del PIB.

Y puntualizó que con lo anterior se debería realizar una nueva reforma pensional en los próximos años en donde se podría realizar un cambio en la edad de pensión.

Es de resaltar que estos nuevos regímenes diferenciales aplicarían para la población afrocolombiana, raizales, pueblo rom, indígenas, entre otros.

¿Cuánto sería el costo de la reforma pensional?

Por otro lado, ANIF realizó un informe acerca de otro de los mayores costos que tendría este proyecto de ley: el régimen de transición.

Antes se establecía que fuera de 1.000 semanas que equivalía a un monto del 16 % del PIB en Valor Presente Neto para el año 2.100.

De acuerdo con el articulado aprobado en el Senado, que reduce a 900 y 750 semanas cotizadas el requisito de transición de hombres y mujeres, respectivamente, este pasaría a 28,3 % del PIB, lo que equivale a un incremento de 12,3 puntos porcentuales respecto al pasivo del proyecto original.  

Recomendado: Esto podrán hacer quienes estén a 10 años de pensionarse en Colombia con nueva reforma

“Con eso, el pasivo total del sistema ascendería a 191,6 % del PIB. Por todo lo anterior, las decisiones en términos financieros del sistema pensional no solo deberán incluir una reducción del umbral, que desde ANIF hemos insistido debe ser de 1 salario mínimo, sino también un régimen de transición menos laxo”, resaltó ANIF.

El centro de pensamiento añadió que el fondo de ahorro, el cual sería administrado por el Banco de la República generaría credibilidad, aseguraría que el pago pueda ser usado para el pago de las pensiones futuras y no para el gasto corriente.

“Eso incentivará la búsqueda de rentabilidad del Fondo, lo que resulta fundamental para extender su duración y con eso disminuir el costo fiscal sobre el sistema”, señaló la entidad.

Por su parte, la firma XP Investments mencionó que si se aprueba la reforma como está las contribuciones a Colpensiones aumentarían al 2,4 % del PIB, pero las transferencias del sistema privado al público caerían al 0,4 % del PIB, ya que los incentivos para pasar al sistema público disminuirían significativamente.

“Aquí es donde se debe calibrar el nuevo régimen para adaptarlo al actual. Para mantener estables los ingresos del sistema público, el proyecto de ley definirá que alrededor del 1,7 % del PIB se destinará a Colpensiones, mientras que el resto (1,1 % del PIB) deberá transferirse al nuevo fondo de ahorro público”, resaltó.

Además, dijo que el Gobierno tendría que transferir un poco menos del 1,3 % del PIB para completar los pagos actuales de las prestaciones de pensiones (aproximadamente el 1,1 % del PIB).

Y puntualizó que lo anterior se debe a que una parte de esos pagos también sería financiada por el nuevo fondo público (alrededor del 0,2 % del PIB).

Más sobre la reforma pensional de Colombia

Es de mencionar que la que se aprobó es la ponencia que radicó el Gobierno Nacional en el primer trimestre del 2022.

Con lo anterior, el próximo 20 de junio del 2024, se cumplen los dos años que tiene una ley para ser aprobada en su totalidad.

Es de mencionar que a la iniciativa aún le falta surtir dos debates en la Cámara de Representantes y posteriormente deberá ser conciliada en el sistema bicameral.

Así las cosas, varios centros de pensamiento y entidades han entregado diversos aspectos sobre el costo de la reforma pensional de acuerdo con estos cambios que se realizaron en el Senado.

Es de mencionar que lo grandes cambios se centran en la aprobación de 2,3 salarios para el umbral de cotización, la administración y funciones del fondo del ahorro; el régimen de transición y la vigencia del articulado, la cual iniciaría en julio del 2025.

Convierta a ValoraAnalitik en su fuente de noticias