BanRep espera menos incrementos en tasas de la Fed este año

205

En las minutas de su Junta Directiva de abril pasado, el Banco de la República redujo su estimación de incrementos de tasas de interés en Estados Unidos.

De acuerdo con las minutas, “se suponen tres incrementos adicionales de la tasa de interés por parte de la Reserva Federal (Fed) durante el 2018 por lo que dicha tasa pasaría al rango 2,25% a 2,50% al final del año”.

Adicionalmente, para 2019 proyecta dos aumentos más frente a los estimados para 2018.

“En este escenario este hecho no tendría impactos negativos importantes sobre la dinámica de la economía mundial”, consideró el banco central.

Esas estimaciones son diferentes a las anunciadas por la Junta del emisor en su reunión de marzo cuando se proyectaban cuatro incrementos de tasas en EE. UU.

Al respecto, agregó que la información más reciente de los flujos de capital hacia las economías emergentes y el comportamiento de las primas de riesgo sugieren que el financiamiento externo no presentaría cambios significativos en lo que resta del año.

En la Junta del mes pasado, además, se revisó al alza el pronóstico del precio del petróleo y se situó en US65 por barril. “Esto continuaría impulsando la recuperación de los términos de intercambio de Colombia y los efectos positivos sobre el ingreso nacional”, dijo el emisor.

Durante la Junta de abril -en la que se recortaron las tasas locales de 4,50% a 4,25%- se estimó un déficit de la cuenta corriente de 3,1% del PIB en 2018.

El equipo técnico del Banco de la República estima que la economía colombiana crecería 2,7% en 2018 en el escenario central.

“Se espera que las condiciones de financiamiento internacional, los precios de los bienes básicos (commodities) y la demanda de socios comerciales sean favorables para la expansión del PIB de Colombia en 2018”, añadió.

Adicionalmente, las minutas reveladas hoy señalan que factores internos como el descenso de la inflación, una tasa de interés expansiva y un mercado laboral sin muchas variaciones permitirían reforzar el proceso de convergencia hacia el crecimiento potencial.

Para 2018 se espera que la inflación continúe el proceso de convergencia a la meta y que el crecimiento económico muestre un mayor dinamismo para 2018 y 2019.

Las acciones de política monetaria realizadas hasta el momento, dijo el emisor, deberían consolidar la convergencia de la inflación a la meta y mantener una senda favorable de expansión del PIB.

No obstante, la incertidumbre sobre las condiciones externas e internas y sobre la volatilidad del precio del petróleo se mantienen elevadas, “todo lo cual podría afectar la dinámica de los precios y de la actividad económica”.

El banco central advirtió que “sectores que son importantes, tanto por su participación en el PIB como por sus encadenamientos económicos y su participación en la demanda laboral, aun no muestran señales contundentes de recuperación. Este es el caso del sector de la construcción”.