Solicitudes de desempleo en EE. UU. caen a su nivel más bajo desde noviembre

Suben las peticiones del subsidio al desempleo en Estados Unidos.

Las solicitudes de beneficios por desempleo en Estados Unidos cayeron la semana pasada al nivel más bajo desde fines de noviembre, una señal de que los recortes de empleos comienzan a disminuir a medida que se registran menos casos de Covid-19.

Según información de Bloomberg, las solicitudes iniciales por desempleo disminuyeron en 33.000 a 779.000 en la semana al 30 de enero, lo que representa la tercera caída consecutiva, según datos publicados este jueves por el Departamento del Trabajo de Estados Unidos. En términos no ajustados, las solicitudes cayeron a 816.247.

Por su parte, las solicitudes continuas -una aproximación al número de estadounidenses que solicitan beneficios estatales por varias semanas- disminuyeron a 4,59 millones en la semana al 23 de enero de 2021. Los economistas encuestados por Bloomberg proyectaban 830.000 solicitudes iniciales y 4,7 millones de solicitudes continuas. Consulte más noticias internacionales aquí.

Si bien son altas, las cifras indican que los despidos relacionadas con la pandemia están comenzando a disminuir después de que las solicitudes por desempleo se recuperaran en diciembre y principios de enero.

En los próximos meses, a medida que más estadounidenses se vacunen y los casos de coronavirus disminuyan, la actividad económica debería reactivarse y los recortes de empleos podrían seguir disminuyendo.

Cabe recordar que las autoridades están comenzando a levantar algunas de las restricciones más estrictas, lo que también debería ayudar a estabilizar el mercado laboral. De hecho, el gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo, informó que el 14 de febrero de 2021 se podrá reanudar el consumo al interior de los restaurantes en la ciudad de Nueva York, y el gobernador de California, Gavin Newsom, levantó el 25 de enero el confinamiento en el estado.

Por su parte, la productividad de los trabajadores en Estados Unidos en el cuarto trimestre tuvo su mayor caída desde 1981, pero se mantuvo sólida en momentos en que la pandemia impacta con fuerza a industrias menos productivas como el ocio y el sector hotelero.

Recomendado: Solicitudes de desempleo en EE. UU. suben menos de lo esperado a 847.000

Según Reuters, el Departamento del Trabajo de Estados Unidos anunció este jueves que la productividad no agrícola, que mide la producción por hora por trabajador, bajó a una tasa anualizada de 4,8 % en el período octubre-diciembre, su mayor contracción desde el segundo trimestre de 1981.

La cifra del tercer trimestre se revisó al alza para mostrar que la productividad aumentó a una tasa de 5,1 % en vez de 4,6 % que se informó inicialmente. La productividad creció un 2,6 % en 2020 tras el alza de 1,7 % en 2019.

Economistas consultados por Reuters habían previsto un declive en el indicador de un 2,8 % en el cuarto trimestre. En comparación con los últimos tres meses de 2019, la productividad subió a un ritmo de 2,5 %.

(Con información de Yahoo Finanzas)

Compartir:

Convierta a ValoraAnalitik en su fuente de noticias