Diez millones de personas están desempleadas en EE. UU.

FOTO: Archivo

La tasa de desempleo en Estados Unidos se situó en 6,2 % en febrero, lo que significa que diez millones de personas estuvieron sin trabajo, reportó el Bureau de Estadísticas del Departamento de Trabajo.

Las cifras aún están lejos de los niveles de prepandemia del mismo mes del año anterior, cuando 5,7 millones de estadounidenses carecían de un trabajo formal.

-Publicidad-

Un indicador positivo es que en el lapso de la última medición se crearon 379.000 nuevos puestos, un alza significativa si se tiene en cuenta que la apertura de plazas se ubicó en 166.00 en enero.

Los afroamericanos e hispanos son los grupos poblacionales más afectadas por el desempleo Estados Unidos, con tasas de desocupación de 9,9 % y 8,5 %, respectivamente.

Sin embargo, en los adolescentes esa estadística está en 13,9 %, evidencia de las dificultades de las personas jóvenes para iniciar su vida laboral.

Respecto a las demás comunidades, las notas son los siguientes: asiáticos, tasa de desempleo de 5,1 %; hombres adultos, 6 %; mujeres, 5,6 %; blancos, 5,6 %.

Recomendado: Continua alza en solicitudes del subsidio al desempleo en EE.UU.

El Bureau de estadísticas documentó que en febrero 2,2 millones de personas habían sido despedidas de manera temporal.

Ese valor indica que la tasa bajó respecto a enero en 517.000 casos, pero aún está lejos de los niveles prepandemia, de solo 1,5 millones en febrero de 2020.

Del total de desempleados (diez millones de personas) el 41,5 % de estos lleva más de 27 semanas sin ocuparse en el mercado laboral. Además, 6,1 millones de personas tienen empleos a medio tiempo.

Nuevos empleos en Estados Unidos

La mayoría de los nuevos trabajos se dieron en los sectores del ocio y hospitalidad. También hubo leves incrementos en servicios, salud, asistencia social, manufactura y retail.

Las ocupaciones en cargos del sector público local, educación, minería y construcción marcaron a la baja en febrero, indicó el Departamento de Trabajo.

Durante ese lapso, a la crisis de la Covid-19 se sumó el fuerte inverno que vivió el país, que llevó a temperaturas mínimas y  a apagones en el estado Texas. Ambos factores incidieron en el desempleo en Estados Unidos.

Compartir:

Convierta a ValoraAnalitik en su fuente de noticias
- Publicidad -