BanRep de Colombia mantuvo tasas y mejoró pronóstico de PIB para 2021

La Junta Directiva del Banco de la República decidió mantener las tasas de interés en el 1,75 %; la decisión no fue unánime (en una votación de seis a uno, el miembro que votó contrario a la Junta pidió una reducción de 25 puntos).

De acuerdo con Leonardo Villar, gerente del Banco de la República, la decisión se toma teniendo en cuenta que la inflación total a fin de marzo fue de 1,51 % anual y la inflación sin alimentos y regulados de 0,94 %.

“El pronóstico de inflación del equipo técnico y las expectativas de inflación del mercado están en línea con una convergencia de la inflación a la meta de 3 % en 2021 y 2022”.

Reducir o incluso aumentar tasas de interés antes de los esperado (esto último por cuenta de una suerte de normalización económica en algunas potencias como Estados Unidos), dijo Villar que se evaluará en la medida en que siga llegando información de las principales variables macro en las próximas semanas.

“La situación de la economía, del empleo y la brecha del producto nos ha permitido bajar la tasa y mantenerla en mínimos y esa condición se mantendrá mientras cambian las circunstancias y empiecen a verse argumentos para modificar la tasa de interés con el criterio de actuar en forma contracíclica frente a la actividad productiva y de mantener la inflación en metas establecidas”, añadió Villar.

Con base en ese escenario, y con la expectativa de que esta nueva ola de Covid-19 no impacte significativamente a la economía del país, el equipo técnico del Banco de la República volvió a mejorar su pronóstico de PIB para 2021.

Ahora no se espera el 5,2 % a cierre de 2021, sino del 6 %, haciendo la salvedad de que hay un rango amplio de incertidumbre ante los distintos riesgos de cuenta de la economía.

De ahí que uno de esos escenarios tenga presente la situación fiscal de Colombia y los cambios que se proponen en el marco de la reforma tributaria.

“El déficit fiscal de este año requiere que el Gobierno consiga recursos por $110 billones y conseguir esos recursos demanda tener una confianza de parte de los inversionistas”, dijo Villar.

Añadió el gerente del Banco de la República que la preocupación fiscal es importante para el país pues para conseguir recursos se va a necesitar mantener la credibilidad y para ello se tendrán que hacer los cambios que sean necesarios.

Entre los retos que tiene el Banco de la República en materia en política de monetaria, dijo Villar que se sigue de cerca el comportamiento de la tasa de cambio.

En ese sentido, Villar afirmó que se “han mantenido movimientos reales dentro de los parámetros establecidos por el Banco de la República y no hay intención de hacer intervenciones más allá de los mecanismos establecidos, como los de subastas, operaciones a futuro. La política del Banco es permitir que la tasa de cambio fluctúe”.

Del lado de las preocupaciones, Villar dijo que al Banco le preocupa el incremento de las tasas TES, “pero afortunadamente el Gobierno encuentra financiación con tasas bajas y esto mejora las oportunidades de financiamiento. El aumento moderado que se presenta en las tasas, que se ha visto en la última semana, y en el contexto de la reforma tributaria, es un elemento de alerta”.

Recomendado: Gerente BanRep advierte riesgo de pérdida de grado de inversión para Colombia

Finalmente, sobre las variables macro más importantes, Villar explicó que la inflación podría subir de manera gradual en lo que resta del año, convergiendo hacia la meta del 2021, “podría sorprendernos a la baja de los próximos meses, pero en principio la tendencia con la que trabajamos es al alza”.

Compartir:

Convierta a ValoraAnalitik en su fuente de noticias