Brasil deja plan de control fiscal: prepara inversiones previo a presidenciales

Jair Bolsonaro, presidente de Brasil, y Paulo Guedes, ministro de Economía. FOTO: Tomada de Twitter @MinEconomia

Brasil ha dado un giro en el manejo de las finanzas públicas. El Gobierno anunció que dejará a un lado el plan de control del gasto fiscal, un programa que había mantenido políticas de austeridad para mantener la estabilidad económica del Ejecutivo, especialmente en el momento de la crisis generado por el Covid-19.

El ministro de Economía, Paulo Guedes, trazó un proyecto para superar el techo de deuda en 30.000 millones de reales (5.400 millones de dólares), fondos que pretende utilizar para financiar un programa de ayudas sociales y pagar deudas del Estado. (Ver más de Internacional).

Incluso, las determinaciones en materia de gasto fiscal llevaron a la salida de cuatro personas del Ministerio de Economía, entre ellas el secretario especial del Tesoro y Presupuesto, Bruno Funchal, y el del Tesoro Nacional, Jéferson Bittencourt.

No obstante, Paulo Guedes se mantendrá en el cargo. “El presidente de la República y el ministro de Economía reforzaron su compromiso con las leyes tributarias brasileñas y negaron informes de prensa sobre la salida del ministro”, detalló un comunicado oficial del Palacio de Planalto​.

Recomendado: Inflación para las industrias en Brasil llega al 33 % anual

La posibilidad de que Brasil abandone las políticas de control del gasto fiscal generó una alerta en los mercados. La Bolsa de Sao Paulo cayó 7,3 % en la semana del 18 al 22 de octubre: solo en la jornada del último día hábil de ese lapso, retrocedió 1,34 %.

La determinación del Gobierno de aumentar el gasto para inyectar dinero a los hogares se da en un periodo electoral, cuando el presidente Jair Bolsonaro ya está dando pasos para buscar su reelección en 2022.

Asimismo, sucede en un contexto de elevada inflación, indicador que anotó un incremento mensual de 1,2 % en septiembre, alcanza una variación interanual del 10,25 % y un acumulado de 6,9 % en los nueve meses que van de 2021, de acuerdo con los datos del Instituto Brasileño de Geografía y Estadística (Ibge).

“Desde sus inicios, el actual Gobierno viene trabajando para que se atiendan tanto los aspectos económicos como los sociales”, aseguró el Palacio de Planalto​.

Compartir:

Convierta a ValoraAnalitik en su fuente de noticias