ISA Chile participará en construcción y operación de proyecto de transmisión más grande del continente

Foto: ISA Interchile S.A.

El Consorcio Yallique, conformado por Transelec, ISA Inversiones Chile y China Southern Power Grid International (CSG) presentó la mejor oferta para la construcción y operación del proyecto Kimal – Lo Aguirre, por un valor de remuneración anual de US$116,3 millones, en valores de 2021. Para más información de energía haga clic aquí.

El hecho se dio luego de que el Coordinador Eléctrico Nacional de Chile abriera las propuestas económicas presentadas a principios de octubre para la licitación pública internacional.

El proyecto Kimal-Lo Aguirre considera la construcción de una línea de transmisión Hvdc bipolar con capacidad de 3.000 megavatios (MW) en 600 kV y se extenderá por más de 1.415 kilómetros.

En Chile es la primera línea de corriente continua, una tecnología que permite mayor capacidad de transmisión con menores pérdidas en el transporte, comparados con los proyectos de corriente alterna, además de no requerir subestaciones intermedias.

Asimismo, este proyecto permitirá conectar la energía de los proyectos renovables que se encuentran en el norte del país para llevarla al centro y sur de Chile, apalancando la descarbonización de la matriz energética.

Recomendado: ISA cerró primera emisión de bonos por US$330 millones en mercado internacional

Esta nueva infraestructura será fundamental para mejorar la seguridad de la red de transmisión, robustecer y aumentar la capacidad del Sistema Eléctrico Nacional, al tiempo que permitirá evacuar grandes volúmenes de energía renovable, haciendo posible cumplir con el compromiso planteado por Chile en la COP26 de poner fin al carbón a 2030.

Sobre el proyecto, el presidente de ISA, Bernardo Vargas Gibsone, señaló que “Kimal-Lo Aguirre constituye, sin duda, el hito más importante del año en el grupo, en cuanto representa un importante desafío que estamos seguros podremos afrontar con la experiencia y la confianza ganada con Cardones-Polpaico, sumado a la experiencia y reconocimiento de nuestros aliados Transelec y CSG”.

Y añadió que “lo más importante, es un proyecto que contribuye de forma efectiva a descarbonizar la matriz energética de Chile, un propósito que tenemos no solo en este país, sino en todos los países donde hacemos presencia con nuestro negocio de energía”.

Recomendado: La apuesta de ISA en innovación en Latinoamérica

Kimal-Lo Aguirre contempla plazos exigentes, tanto para el proponente como para el gobierno de Chile. Se prevén cerca de tres años de tramitación de permisos ambientales y sectoriales, así como cuatro años de construcción para que la línea entre en servicio a finales de 2028.

Cabe destacar que este es el segundo proyecto de ISA con la tecnología Hvdc luego que en Brasil se construyera la línea Hvdc Madeira que comprende de 2.400 km; en su momento, esta fue la línea en corriente continua más larga del mundo.

Adempas, tanto Transelec como CSG han desarrollado múltiples líneas de corriente alterna y de corriente continua.

Compartir:

Convierta a ValoraAnalitik en su fuente de noticias