Gerente BanRep Colombia: hay confianza en que se está actuando para controlar la inflación

Leonardo Villar, gerente del Banco de la República de Colombia

Ante la Comisión Tercera del Senado de Colombia, el gerente del Banco de la República, Leonardo Villar, presentó el informe de gestión del emisor del último año y las perspectivas sobre el comportamiento de la política monetaria.

Explicó Villar que el Banco de la República se ha visto en la obligación de aumentar el ritmo del alza de las tasas de interés por una inflación que presionaba, sobre todo, del lado de alimentos.

Indicó el gerente del emisor que, incluso a cierre del año pasado, desde el Banco de la República ya estaban empezando a ver que la inflación para los alimentos estaba durando más de lo previsto.

Ante este escenario, la Junta Directiva se vio de frente a nuevas presiones inflacionarias por culpa de la invasión que llevó a cabo Rusia sobre territorio de Ucrania.

“El caso de Colombia demostró un dinamismo económico especial. El crecimiento por arriba del promedio de la región es destacado para el país, incluso cuando ya alcanzamos niveles de antes de la pandemia y esperando a que la economía repunte cerca al 5 % a cierre de 2022”, dijo Villar.

Perspectivas macroeconómicas

El llamado de atención va de la mano con la reducción de la tasa de desempleo, que de momento sigue siendo “atípicamente alta” para la región, indicó Villar.

El escenario macroeconómico, dijo Villar, lleva a que las perspectivas de inflación en el corto plazo estén muy por encima de la meta del emisor, del 3 %, entendiendo que empezará a bajar a cierre de año, alcanzando el 7 % a final del 2022.

Para finales de 2023 se estaría en niveles del orden del 4 %, lo que, a ojos de Villar, es buena noticia porque las expectativas van a converger a la meta del Banco de la República.

“Hay confianza en que el Banco va a cumplir con la meta de inflación y que está garantizando esa meta. Ahora, si se desvía por fenómenos exógenos, el Banco buscará los mecanismos para alcanzar el objetivo presupuestado”, afirmó Villar.

Para que esto ocurra antes de lo esperado, el gerente del emisor aseguró que el ritmo del alza de tasas de interés debe sustentarse en un proceso que, si bien no es atractivo, es necesario para evitar sumar nuevos fenómenos inflacionarios.

¿Afectaciones al crédito?

Agregó Villar que el hecho de que la FED, en Estados Unidos, pueda llegar a tener una tasa de interés del 3 %, a inicios de 2023, es sustancialmente importante para lo que vayan a hacer los bancos centrales de la región.

Un punto importante sobre el que llamó la atención Villar es que, en el marco de la crisis y el actuar del Banco de la República, el comportamiento del crédito no se ha afectado, de hecho, viene creciendo.

Según cifras de Villar, la cartera total del sistema financiero colombiano en el primer trimestre del 2021 crecía 3,5 %, en igual lapso de 2022 lo hace al 14 %.

Recomendado: ¿Cuándo se va a sentir el aumento de tasas de interés en créditos de Colombia?

El crédito comercial, agregó Villar, a marzo de 2021 crecía al 4,6 % y en 2022 lo hace al 11,3 %. En el crédito hipotecario pasó de crecer 5,6 % a 13,9 % a cierre del primer trimestre de 2022. Mientras que el microcrédito crecía al 1,4 %, hoy lo hace al 14 %.

“Toda esta es la cartera bruta, cuando se mira la neta los crecimientos son todavía mayores porque los bancos han venido disminuyendo las provisiones porque finalmente pasó la crisis sin una crisis financiera”, dijo Villar.

Adicionalmente, destacó el gerente del emisor que la cartera de consumo ahora crece al 18,5 %, “es un nivel que genera alguna preocupación, y esto lo leía antes de ser gerente del Banco de la República, porque si crece demasiado rápido puede generar situaciones en las que, después, los hogares no podrían pagar. Hay una necesidad de cautela, en todo caso, y un argumento adicional para el ritmo de ajuste de la tasa de interés”, concluyó Villar.

Compartir:

Convierta a ValoraAnalitik en su fuente de noticias