El motivo por el cual subió tanto el aceite y cocinar es más caro

El aceite, uno de los productos más esenciales en la canasta básica tanto de los colombianos, como de muchos países de América Latina y el mundo, lleva varios meses con una escalada de precios, es decir una subida en la inflación.

Aunque la producción en el país viene creciendo, pues en el primer trimestre de 2022 se registraron 529.500 toneladas, que representaron un crecimiento de 12,7 % frente al mismo periodo de 2021, la coyuntura internacional sigue impactando su valor.

De acuerdo con el Departamento Administrativo Nacional de Estadística (Dane) para el cuarto mes del año este producto alcanzó una variación anual de 40,7 %. Lea más Noticias Macroeconómicas.

Nicolás Pérez Marulanda, presidente Ejecutivo de Fedepalma, ha venido dando un parte de tranquilidad al afirmar que la producción de aceite de palma del país es suficiente para atender la demanda local. No obstante, otros productos importados como el aceite de soja o girasol vienen incrementado en valor.

“Hoy, tanto en Colombia como en el mundo, estamos viendo un problema de alta inflación y no solo el aceite de alimentos se puede encarecer, sino además todo lo que se produce en el mundo con aceite”, expresó Carlo Vigna Taglianti, director general de Poligrow.

Recomendado: ¿Cuáles son las ciudades en Colombia con mayor y menor inflación?

El empresario dijo además que sumado a ese problema también están en el mundo el de la inseguridad alimentaria, el cambio climático, y los temas políticos como la guerra de Rusia y Ucrania.

¿Pero qué ha venido pasando este año?

Sin lugar a duda, uno de los factores que más ha repercutido en los valores del producto ha sido la guerra entre Rusia y Ucrania, y es que hay que tener en cuenta que Ucrania representa el 46% de las exportaciones de este elemento en el mundo.

Tal fue la caída en la oferta global que en el mes de marzo algunos supermercados de países como España tuvieron que limitar la venta del aceite de girasol para evitar el desabastecimiento. Este país europeo es el quinto en mayor importación de aceite de girasol en el mundo, con 6 % de participación.

La situación de los precios se ha venido agravando también por medidas proteccionistas como la de Indonesia, el mayor productor de aceite de palma del mundo y que suministra 60 % de este producto globalmente, que afectaron la oferta.

Pese a que la determinación fue levantada, algunos negocios dentro de ese país también alertan que aún no hay producto suficiente para el consumo interno en algunas zonas.

De otro lado, con respecto a América Latina, recientemente la BBC informó que en México el incremento en el valor del aceite se situó en 40 % y en otros países como Guatemala, Panamá o Ecuador, fue, en promedio, superior 20 %.

En relación a este último, el diario local El Universo dijo que “el aceite vegetal es actualmente el producto con mayor incidencia en la inflación y el mes pasado desbancó a la gasolina que lleva diez meses en la lista de los productos con aumento”. Así, el precio del litro de aceite de girasol llega a US$5,98 y US$5,99.

Compartir:

Convierta a ValoraAnalitik en su fuente de noticias