Creatividad en impuestos para no hacer una reforma tributaria en Colombia: estas son las opciones

El gobierno saliente de Colombia ha manifestado que la próxima administración, la de Gustavo Petro, en el plazo más inmediato, no tendría que asumir una nueva reforma tributaria pues el Ministerio de Hacienda deja unas arcas fiscales sanas y con oportunidad de mejorar el recaudo, haciendo la salvedad de que la reforma estructural sigue siendo una prioridad para el país.

En conversación con Valora Analitik, Lisandro Junco, director saliente de la Dirección Nacional de Impuestos (DIAN), entregó algunas opciones sobre lo que podría tenerse en cuenta para Colombia en la meta de mejorar sus ingresos.

Entonces, la idea de mejorar los ingresos del país, sin tener que pasar por una reforma tributaria, empieza por entender que la Ley de Inversión Social desde 2023 le deja al país una nueva tarifa de renta para las empresas que sube de 30 % a 35 %, lo que se traduce en $6 billones de recaudo adicional sin hacer reforma nueva.

Al tiempo que esa Ley acaba con beneficios tributarios, como cero IVA a los hoteles, a los promotores de turismo y restaurantes, que deja $2 billones adicionales.

Esto último mientras hay unas 500.000 personas con nueva facturación de renta que dejan $3 billones, mientras que la modernización de la DIAN otorga otros $5 billones anuales en adelante, todo esto desde el 2023.

También queda establecido un régimen simple de tributación que cobija a los informales, hoy son 69.000, que se traducen en $1,2 billones. Junco explicó que si se consiguen otros 60.000 se sumaría otro billón. “Todo esto suma entonces $17 billones sin hacer nada adicional, por ahora”.

Las otras opciones

Pero también habría que tener en cuenta que se necesitan más recursos y hay alternativas: el arbitraje aduanero ha logrado bajar los tiempos de esos pleitos y esto también es clave, explica el director saliente, pues el 68 % de casos de arbitraje los ganó la DIAN a junio de 2022. Lo que, sobre una base de recaudo en pleitos de $20 billones y en un escenario en el que se ganen la mitad de esos pleitos, el país podría recaudar $10 billones. Esto se puede hacer desde 2023 “si el nuevo gobierno presenta un proyecto como adición a Ley”, agregó el funcionario.

De otro lado, Junco mencionó como una opción revisar el impuesto mínimo global, que es una reforma tributaria estructural internacional que cobija a empresas multinacionales que no pagan renta en países en donde operan. Recordando que Colombia ha propuesto que la tarifa de renta residual para esas empresas de economía digital sea del 25 %, eso daría $2 billones anuales y tendría que ir a proyecto de reforma en el Congreso, en una iniciativa legislativa con tres o cuatro artículos.

Recordó el director de la DIAN que si el nuevo gobierno necesita caja desde agosto, se puede hacer mediante decreto que ajuste la tarifa de retención en la fuente para poder anticipar $5 billones.

Recomendado: Gobierno Petro buscará extender Ingreso Solidario; trabaja en plan contra el hambre

Lo que quiere decir que estas tres últimas medidas pueden generar $17 billones en recaudo adicional sin hacer grandes cambios en el estatuto tributario.

Más impuestos nacionales

Junco asegura que Colombia puede generar más impuestos verdes o impuestos saludables, con foco a las bebidas azucaradas, a los alimentos altamente procesados (con alto contenido de sodio) y también hay espacio fiscal para reformular el impuesto a cigarrillos y a los heets, para generar recursos que se entregarían a la Administradora de los Recursos del Sistema General de Seguridad Social en Salud (Adres). Gravando 0,8 gramos de azúcar en las bebidas el país podría recaudar $1,3 billones.

Ahora, por impuestos a alimentos ultraprocesados se generarían $0,5 billones gravando un gramo de sodio en la composición del alimento. En el tema de los cigarrillos se pueden crear sobre tasas de rentas al sector tabacalero, con un total de $1 billón. Lo que daría un total $2,8 billones por impuestos saludables.

Desde el frente de impuestos verdes, planteó el actual director de la DIAN, un impuesto a la producción de carbón (por tonelada), plásticos de un solo uso, impuesto al consumo de plaguicidas e impuesto para evitar la generación de residuos sólidos: todo eso generaría $1 billón adicional.

Entonces, gracias a estas medidas, Colombia podría generar $37,8 billones sin haber hecho una reforma tributaria, afectando el consumo en la clase media, pero indirectamente.

Días sin IVA

Finalmente, Junco recordó que las plataformas de criptos deben declarar movimientos de sus clientes y hacer facturación electrónica. Ya la DIAN lidera algunas iniciativas entendiendo que no se puede imponer impuesto digital a las operaciones, las plataformas tampoco pueden tener impuestos nuevos pues ya pagan renta e IVA.

De momento, y con la Unidad de Información y Análisis Financiero (UIAF), se hace seguimiento a las operaciones con criptos para evaluar posibilidades de que haya sospecha de lavado o financiación del terrorismo.

De cara a la propuesta de eliminar los Días sin IVA, Junco puntualizó en que, con estos planes, no se sacrifica la cultura tributaria, y sí se genera cadena de consumo.

Es además, indica el director de la DIAN, una medida que genera bienestar a los colombianos de menos recursos y que pueden tener un electrodoméstico sin pagar IVA. Además, motiva la disminución del contrabando.

Compartir:

Convierta a ValoraAnalitik en su fuente de noticias