A US$100.000 millones en 2024 llegará ecommerce en el mundo

Conozca los cinco métodos online que pueden impulsar la actividad económica en los establecimientos de Colombia.   

Con el crecimiento del eCommerce en el mundo, los métodos de pago locales son fundamentales para ampliar la oferta de valor de comercios, en donde se espera que para el 2024 este mercado alcance los US$100.000 millones. En donde, además se prevé que el comercio electrónico transfronterizo represente el 22% de envíos de productos en 2022. Vea más noticias empresariales.

Rapyd, empresa global de servicios de tecnología financiera que facilita la integración entre los negocios y los consumidores, destaca cómo al ofrecer diferentes alternativas de pago digital, los comercios locales pueden incrementar sus ventas, generar una mayor confianza en sus clientes y ampliar su oferta al adoptar estos canales.  

En el país, según informó la Cámara Colombiana de Comercio Electrónico (CCCE), durante el segundo trimestre de 2022, los pagos en efectivo a cuenta bancaria, fueron superados por el uso de tarjeta de crédito y débito. Siendo este el medio preferido por los colombianos para realizar las compras en línea, cubriendo un 59,4% del total de transacciones. Los sectores con mayor movimiento fueron: Servicios profesionales de arquitectura, ingeniería jurídica, contabilidad, entre otras (19,7%), Servicios Financieros (16%) y Tecnología (12,3%).  

La clave: mejorar las opciones de pago

Para Ximena Azcuy, Directora de Redes y Alianzas Financieras para las Américas de Rapyd: “Los límites comerciales ya no se concentran en el contexto físico; pero a veces el sistema de pago de cada mercado parece tener muros invisibles; conocer los métodos preferidos en cada país, contribuyen a ofrecer una mejor experiencia de compra e incrementar las ventas en este tipo de establecimientos, que en países como Colombia tienen gran demanda y son ampliamente populares”.

Recomendado: Tres ventajas para los comercios que adoptan soluciones en la nube

Según estableció Rapyd, decacornio tecnológico de origen israelí, estos son los cinco métodos de pagos con mayor demanda en el mundo y que pueden ser aprovechados en economías menos digitalizadas como es el caso Colombia, para impulsar los servicios transaccionales locales:

  • Tarjetas de crédito: Según informó Asobancaria[1], para el mes de abril de 2022, en el país había más de 15 millones de tarjetas de crédito y débito activas en el país, entre las emitidas por los bancos, las financieras comerciales y las cooperativas financieras. Este es un método que crece en su adopción, pero para que los comercios locales pueden aceptar pagos transacciones de clientes en otros países, deben poder procesar estas tarjetas a través de una entidad local y licenciada.
  • Billeteras digitales: Para el 2023 se prevé que esta modalidad represente la mitad de las ventas globales del eCommerce. Su servicio permite almacenar de forma segura la información y contraseñas para realizar y recibir pagos electrónicos y no necesariamente deben estar vinculadas a una cuenta bancaria, incluso hasta se pueden recargar con depósitos en efectivo.
  • Transferencias bancarias: Permiten enviar y recibir dinero desde y hacia cuentas de todo el mundo. Resultan una alternativa para las personas o los comercios que no cuenten con tarjeta de crédito.
  • Pagos a cuotas: conocido también como “Compre ahora, pague después”, es la posibilidad de pagar un producto o un servicio a plazos. Cada vez más sitios de comercio electrónico ofrecen esta opción.
  • A contra entrega: Este método de pago es utilizado en el momento en que el cliente recibe el producto o servicio contratado y representan el 5% de las transacciones de eCommerce en el mundo.

“Habilitar esta serie de modalidades de pago resulta fundamental para los comercios pueden multiplicar las ventas y ampliar el número de clientes a los que pueden llegar; sin embargo, implementar este tipo son métodos es un desafío para los comercios que quieren ser competitivos en este nuevo entorno y en este sentido las plataformas fintech-as-a-service (FaaS) como la de Rapyd, permite que se adapten fácilmente”, explica la vocera de la compañía.

A medida que más compañías canalizan su negocio las transacciones se vuelven más complejas y ahí es donde entran en escena las FaaS, para simplificar lo complejo, permitiendo a las empresas aceptar pagos de compradores, realizar transferencias, escalar su modelo y ampliar su oferta de servicios digitales, una necesidad para los comercios, producto de la transformación tecnológica vivida en los últimos años. 

Convierta a ValoraAnalitik en su fuente de noticias