Atención | Reforma tributaria de Petro fue aprobada en primer debate; habría cambio a valor intrínseco

Síguenos en nuestro canal de noticias de WhatsApp

Las comisiones económicas del Congreso de Colombia aprobaron, por mayoría, la ponencia para primer debate de la reforma tributaria liderada por el ministro de Hacienda, José Antonio Ocampo. El debate giró en torno a cuál sería el impacto de la misma en la inflación, por cuenta de los impuestos a alimentos ultraprocesados y bebidas azucaradas. Así como la afectación sobre las perspectivas de inversión.

Desde la oposición se pidió más tiempo para debatir y estudiar a fondo la reforma tributaria toda vez que entre la radicación de la ponencia, y el debate de la misma, pasaron 48 horas.

Del lado de los coordinadores ponentes se resaltó que esta reforma tributaria tuvo una discusión de más de 200 horas desde el pasado 8 de agosto, momento en el que se presentó la iniciativa del gobierno del presidente Gustavo Petro.

De acuerdo con la ponencia aprobada, dos de cada tres pesos del recaudo, por concepto del impuesto sobre la renta de personas naturales, vendrán de personas con ingresos mensuales superiores a los $20 millones. Y, en conjunto con las iniciativas, se pretende que el recaudo sea del orden de los $22 billones, con la posibilidad de que escale hasta los $25 billones a cierre de Gobierno, sin tener en cuenta lo que llegue por la lucha contra la evasión.

Sobre lo aprobado, el articulado deja pendiente 1.000 proposiciones de cambios y de nuevos artículos que, según explicaron los coordinadores, serán debatidos en el marco de las plenarias de Senado y Cámara de Representantes.

Los cambios más recurrentes, entre los congresistas, estuvo el de revisar las tarifas para los dividendos, el impacto inflacionario por los impuestos a los alimentos ultraprocesados y la posibilidad de que imponer impuestos a las pensiones en el país se declare como una medida inconstitucional.

Lo que se avaló

Los dividendos, como tarifa más alta, van a pagar un 20 % y no el 39 % que se había propuesto inicialmente. Esta medida se establece para que el impacto sobre empresarios y personas naturales no sea tan pesado de asumir y se mitigue el apetito inversionista.

Ahora, del lado de las ganancias ocasionales, y como lo había confirmado el ministro Ocampo, la tarifa ya no será del 20 %, sino del 15 %. Pero para loterías o rifas, por ejemplo, sí se mantiene el 35 % como impuesto. Del lado del patrimonio, el conjunto de las personas naturales aportaría $3,5 billones tras la aprobación de la reforma tributaria. La idea de esa progresividad se sostiene también en que el recaudo por el impuesto al patrimonio aumente a los $6,7 billones en el último año de Gobierno.

Las tarifas de patrimonio quedan, a espera de segundos debates, de la siguiente manera: a partir de $3.000 millones una tarifa marginal del 0,5 % y luego de $5.000 millones del 1 %. Para los patrimonios que superen los $10.000 millones la tarifa sería del 1,5 %, haciendo la salvedad de que esta tarifa más alta es por cuatro años.

Buena parte del debate se preocupó por el artículo 22 de la iniciativa que fija el valor intrínseco como la base de establecimiento del patrimonio líquido.

Habiendo ya sido eliminada la propuesta para las startups en el país se pidió, de cara al segundo debate, revisar la propuesta de que el valor se establezca con base en el valor de las acciones o cuotas de interés social de sociedades, toda vez que es muy complejo para las empresas que reinvierten. “Al castigar la reinversión, solo queda endeudarse”, explicaron algunos de los congresistas.

En ese sentido, el senador conservador, Efraín Cepeda, y otros congresistas, propusieron una proposición para que el valor fuera escalonado. No se quiere dejar estático el valor, sino que se ajuste anualmente con el dato de inflación “y habría un ingreso importante para el Gobierno Nacional, sin la afectación para los empresarios”. Empezaría a tenerse en cuenta el dato de inflación del año 2022 aplicable desde el próximo año, entonces sería el valor que tiene la empresa hoy e iría incrementándose con el dato de variación de IPC.

Sobre esto último, el ministro Ocampo aseguró a los congresistas que se van a estudiar las opciones de cambio para el debate en plenarias, teniendo como base las preocupaciones de varios empresarios del país, para encontrar cambios consensuados.

Más aprobaciones

Un punto clave para tener en cuenta es que, con lo aprobado, se van a unificar: rentas de trabajo, de capital, ingresos no laborales y dividendos. Estaban incluidas las ganancias ocasionales, pero, hay que recordar, estas quedaron como una cédula independiente. En el marco de esta nueva disposición, los pensionados que registran ingresos arriba de los $10 millones al mes también tributarán.

Recomendado: Reforma tributaria les pondría impuestos a iglesias en Colombia

Se dio aval, en el primer debate, a la no deducibilidad de regalías, así como una sobretasa en el impuesto de renta a empresa petroleras y de carbón que equivale al 10 % en el primer año, 7,5 % en el segundo y 5 % en el tercero. Adicionalmente, este jueves el ministro de Transporte, Guillermo Reyes, anunció que el presidente Petro apoyará eliminar la sobretasa al sector de gas natural en la reforma tributaria, propuesta que también surgió a manos de varios congresistas en el marco del primer debate.

Cálculos del lado del Gobierno daban cuenta de que estas iniciativas ayudarían a que el segmento aporte unos $9 billones.

Hubo también aprobación de una sobretasa del 5 % para algunos segmentos: instituciones financieras, aseguradoras y reaseguradoras, sociedades comisionistas de bolsa y agropecuarias, bolsas de bienes y productos agro y proveedores de infraestructura del mercado de valores. Esta sobretasa será de manera temporal, arrancando en 2023 y terminando hacia 2027. Esta propuesta nació desde el lado de los ponentes congresistas. También quedó una sobretasa del 3 % para las hidroeléctricas.

En términos de alimentos de bebidas azucaradas, queda un impuesto distribuido de la siguiente manera: menor a 6 gramos no se pagará impuesto, de 6 a 10 gramos habrá un impuesto de $18 para 2023 y de $28 para 2024. Cuando sean más de 9 gramos se pagarían $35 en 2023 y $55 en 2024.

Mientras que el impuesto a los alimentos ultraprocesados va a excluir a los productos lácteos excepto salchichón, mortadela y butifarra. Al tiempo que los pequeños productores, como las panaderías, no van a tener que asumir el gravamen.

Finalmente, los coordinadores ponentes aseguraron que el balance de los recaudos de la reforma se distribuye de la siguiente manera: personas naturales van a aportar $3,3 billones; personas jurídicas: $3 billones; impuesto al uso del sobresuelo: $11,2 billones; los impuestos saludables recaudarían $1,2 billones durante el primer año. Los impuestos ambientales recaudarían $84.000 millones el primer año hasta llegar a $335.000 millones en 2026. Otras propuestas (eliminar Días sin IVA, nueva tarifa de timbre y zonas francas) sumarían, en conjunto, $3 billones.

Convierta a ValoraAnalitik en su fuente de noticias