Aceleradores inmobiliarios: la tendencia para 2023 en materia de vivienda

Aceleradores inmobiliarios: la tendencia para 2023 en Colombia.
Aceleradores inmobiliarios: la tendencia para 2023 en Colombia. Foto: archivo Wellcome.

Todos los sectores de la economía han sido permeados por la transformación digital y el inmobiliario no es la excepción.

Atrás están quedando los trámites presenciales, burocráticos, engorrosos y lentos, para dar cabida a los aceleradores inmobiliarios que revolucionarán el mercado de la vivienda en Colombia.

De acuerdo con un estudio de la Dirección de Investigaciones Económicas de Bancolombia, la finca raíz tiene la capacidad de servir como activo de refugio en escenarios de alta inflación o desaceleración económica como el actual.

Por eso se espera que el sector inmobiliario tenga un crecimiento de 1,7 % en 2023. Por esta razón, debe ser transformado y optimizado.

En el mismo sentido, de acuerdo con la Cámara Colombiana de la Construcción, Camacol, en 2023 continuará el crecimiento del sector inmobiliario pues venimos de un año 2022 con un récord de 234.592 nuevas viviendas vendidas.

Destacado: ¿Es mejor comprar vivienda o pagar arriendo en Colombia en 2023?

Esto significó el segundo mayor nivel en la historia reciente del mercado inmobiliario del país y un 28 % más que el promedio de los últimos años.

“Las preferencias de los usuarios han cambiado y ya están cansados de dinámicas muchas veces ineficientes e inseguras. Todas las personas pueden acceder a un acelerador inmobiliario, las que están interesadas en comprar y vender inmuebles y arrendar, este es un sistema en esencia incluyente”, explica Juan Eduardo Contreras, country manager de Houm.

Adicionalmente, en Colombia durante el tercer trimestre del 2022 la cantidad de viviendas alquiladas creció 8,97 % frente a diciembre de 2021, de acuerdo con Fedelonjas.

Ventajas de los aceleradores inmobiliarios

Con este mercado en ascenso, los aceleradores inmobiliarios son necesarios para dar el dinamismo y crecimiento que necesita el sector. Siendo así estas son las ventajas:

Ahorro de tiempo y dinero

En estos casos, un acelerador inmobiliario destina un asesor para que muestre el inmueble a posibles inquilinos o pueden agendar citas virtuales.

Igualmente puede mostrar una propiedad cada 8 minutos y gracias a esto, un inmueble puede arrendarse hasta 10 veces más rápido.

Asesoría financiera

Un acelerador ofrece una asesoría integral, ya que muchos propietarios no saben calcular el precio justo y rentable de su inmueble según el sector, estrato, tamaño y amenidades.

Adiós al papeleo

Al encontrar un inquilino, vienen una serie de papeleos que también implican tiempo, costos y riesgos.

Un acelerador inmobiliario permite tramitar y firmar, inclusive el contrato de arrendamiento, de forma 100 % digital.

Seguridad y confianza

Un acelerador inmobiliario también vela por la tranquilidad del propietario, pues realiza un completo estudio de los aspirantes a tomar el inmueble en arriendo, en el cual analiza su perfil de riesgo, ingresos y antecedentes para asegurarse de escoger la mejor opción.

Garantías y rentabilidad

Aquí se da la oportunidad de acudir a pólizas que cubren estas eventualidades y gestionan directamente los trámites necesarios con el inquilino sin involucrar al dueño del inmueble.

Aliado financiero

Así el inmueble esté desocupado, o el inquilino incumpla, el acelerador inmobiliario garantiza el pago del canon de arrendamiento mes a mes y, además, en caso de necesidad de liquidez inmediata, se puede solicitar el adelanto de hasta los seis siguientes cánones de arrendamiento, valor que se descontará de las cuotas del arriendo del inmueble hasta por 12 meses.

Convierta a ValoraAnalitik en su fuente de noticias