La reforma pensional puede duplicar el déficit fiscal: Juan David Correa, presidente de Protección

Postura de protección sobre la reforma pensional - Juan David Correa
Con el proyecto radicado, 9 de cada 10 colombianos estará en Colpensiones, advierte el presidente de Protección sobre la reforma pensional. Foto: Protección - Valora Analitik

Este lunes fue la asamblea general de accionistas de Protección. Allí, el fondo de pensiones y cesantías resaltó los buenos resultados que tuvo en 2022, incluyendo un aumento de las utilidades un 5,5 % en comparación con 2021.

Sin embargo, y a pesar de los resultados positivos en medio de un entorno macroeconómico local y global complejo, 2023 pinta un gran reto a los fondos de pensión privados de Colombia: la reforma pensional presentada por el gobierno de Gustavo Petro.

Aprovechando la coyuntura, Valora Analitik conversó con Juan David Correa, presidente de Protección. Sobre los resultados del año pasado, rescata que el fondo administró $136 billones y que salió avante de las dificultades locales e internacionales. En cuanto a la postura de Protección sobre la reforma pensional, Correa se muestra discreto y más que calificarla de forma negativa insiste en que requiere de una “conversación más profunda”.

Postura de protección sobre la reforma pensional - Juan David Correa
Al hablar de la postura de Protección sobre la reforma pensional, Correa insiste en que lo principal es “la construcción de un muy buen sistema integral de atención a la vejez”. Foto: Protección

Las utilidades de Protección crecieron 5,5 % en 2022, ¿cómo se explica ese resultado a pesar de las circunstancias económicas nacionales y globales actuales?

Estos resultados nos permiten tener una mirada positiva de un entorno retador en todo sentido. Afortunadamente, resultó siendo muy positivo más que para la utilidad, para los clientes, a pesar del entorno retador.

En lo económico nos enfrentamos a la lucha de los bancos centrales para mejorar la inflación, haciendo que las tasas de intereses se incrementaran. Como muy pocas veces se ha visto, los mercados variables de renta locales e internacionales estuvieron a la baja, al igual que los mercados de renta fija, a la luz de una expectativa de una posible recesión. Y está el proceso de evolución en términos políticos en Colombia, con, por ejemplo, la expedición de la reforma tributaria.

Pero también tuvimos una evolución positiva del empleo, afortunadamente, lo que genera un impacto en los ahorros. Tuvimos la oportunidad de administrar más de $136 billones de los colombianos en un entorno bastante complejo, generando nuevas posibilidades de inversión.

¿Cómo Protección se posicionó con el fondo de mayor alza en la industria?

La generación de valor empieza por la administración de los portafolios y la capacidad de generar rentabilidad en momentos volátiles. Inclusive, eso es un tema muy importante de cara a cómo encontramos en esa diversificación la posibilidad de generar valor. En ese sentido, cada que una persona se pensiona, de cada $100, $70 son resultados de los rendimientos. Esa es una obsesión permanente.

Es decir, fondos como Protección son un pilar del ahorro en Colombia.

Por supuesto, hacen posible que podamos acumular ahorro suficiente para los momentos en los que avanzamos para la pensión y el acompañamiento a los clientes en la construcción de su futuro. Nuestro objetivo es agregarle valor al bienestar integral de los colombianos, no solo en el ahorro obligatorio, sino en el ahorro voluntario.

Recomendado: Reforma pensional: MinHacienda Colombia entrega detalles de costos e impactos

¿Cuáles son entonces las expectativas para 2023, ya también mirando los cambios políticos del año pasado que traen la reforma pensional?

Hay tres cosas que podrían describir a Protección. Ser una compañía experta para nuestros clientes para la construcción de su bienestar financiero, ser un aliado responsable y ser un actor relevante en la construcción de un sistema de vejez universal solidario.

Buena parte de nuestro propósito será seguir entregando bienestar a los colombianos. Y en esa conversación activa de cómo una reforma pensional sea un sistema integral de atención a la vejez. El proyecto de reforma incluye avanza en el pilar solidario y semicontributivo, pero en la conversación del pilar contributivo sí hay un llamado a una mirada de largo plazo, que genere un equilibrio que motive el ahorro.

¿Protección fue consultado por el Gobierno para la reforma? ¿Cree que los tiempos políticos de la reforma son suficientes para que la discusión sea la adecuada?

Hay un llamado de atención a que tengamos una posición activa, a través de Asofondos, que agrupa los intereses no de los fondos de pensiones, sino de los colombianos. El régimen privado requiere ajustes y mejoras, pero ha sido un actor relevante. Los más de $350 billones del sistema pensional colombiano privado son un activo para la nación. Por supuesto hay que hacer ajustes, pero la solicitud es que haya un diálogo profundo, amplio, que considere todos los elementos. Es posible hacer una reforma que nos convenga a todos.

¿Ha habido una postura abierta del gobierno para escuchar esas observaciones?

Estamos en el proceso de radicación. En todo momento pidiendo espacios de escucha en cualquiera de los escenarios con el Gobierno, el Congreso, la sociedad. Conversar y dialogar es la única forma en que se hacen. Tiene que ser una conversación bastante profunda para lograr esta oportunidad de cambio para el país.

Asofondos la semana pasada aseguró que la reforma es “insostenible” y que llevará a más impuestos, aumentar edades de pensión, incrementar aportes o reducir mesadas, ¿comparte esa visión?

Los cálculos señalan que la reforma aumenta el déficit fiscal, inclusive, puede hasta duplicarlo. Creemos que, definitivamente, la reforma requiere una conversación importante, particularmente en el régimen contributivo, donde observamos que hay una ampliación de subsidios, que hace que ese déficit se aumente en el tiempo. Y eso no es conveniente para una reforma equilibrada.

Con el proyecto radicado, 9 de cada 10 colombianos estará en Colpensiones. Hay un llamado a que el modelo que, además de contribuir a los criterios de cobertura, sostenibilidad y equidad, no deje de lado los cambios demográficos, el aumento de la esperanza de vida.

Si 9 de cada 10 colombianos pasarían a Colpensiones, ¿los fondos privados estarían en riesgo de desaparecer?

Más que la existencia, lo importante es hacer la discusión de cuál es el modelo más eficiente para la cobertura, sostenibilidad y equidad, sin dejar de lado que el sistema requiere reformas. Si uno pudiera resumir una mirada de largo plazo es que necesita estar basado en el ahorro, a la vez que acompaña a las personas vulnerables que lo necesita. Son elementos de valor que no se deben dejar de lado en la ecuación, que debe incorporar los mejores actores para la construcción de un muy buen sistema integral de atención a la vejez.

Convierta a ValoraAnalitik en su fuente de noticias