En el segundo semestre, Colombia aumentará 300 megavatios de capacidad instalada

En el marco de la rendición de cuentas sobre la gestión del Ministerio de Minas y Energía de Colombia, tras dos años del mandato del presidente Iván Duque, el titular de esa cartera, Diego Mesa, entregó los principales avances y nuevos planes para la segunda mitad del año.

Según explicó Mesa, en el segundo semestre de 2020 entrarán en operación proyectos de autogeneración y contratos bilaterales que aportarán, al menos, 300 megavatios de capacidad instalada adicional a los existentes.

El funcionario añadió que durante 2022 el país llegará a los 2.800 megavatios instalados o en construcción, con más de 50 proyectos de iniciativa privada.

Lea también: Demanda de energía de Colombia sigue mostrando signos de recuperación, según MinMinas

Además, por segunda vez, se superará la meta de 1.500 megavatios correspondiente a fuentes no convencionales, iniciativa que se incluye en el marco del Plan Nacional de Desarrollo (PND).

“Avanzaremos en un plan de modernización del sector eléctrico con temas como el almacenamiento de energía, el cual contará con la primera subasta en América Latina para el departamento del Atlántico; medición inteligente, que le permitirá a los colombianos acceder a más y mejor información sobre su consumo, un mayor impulso a proyectos de autogeneración y la movilidad eléctrica y sostenible”, explicó Mesa.

Vale recordar que, en materia de renovables, Colombia tiene 14 proyectos de generación, de los cuales nueves son eólicos y cinco solares. El total de estos planes suma $7 billones y aporta a la economía nacional 6.000 puestos de trabajo en La Guajira, Cesar, Tolima, Córdoba y Valle del Cauca.

Roberto Bocca, director de Energía y miembro del Comité Ejecutivo del Foro Económico Mundial (FMI), señaló el avance que lidera el país en materia de transformación energética durante los últimos dos años.

“El índice del Foro Económico Mundial tiene en cuenta dos elementos muy importantes: el primero son las acciones del país actualmente en sostenibilidad, apoyo al crecimiento y desarrollo económico y el acceso a la energía. El otro es la preparación para el futuro. Colombia está ahora en el ranking 25 y en la primera dimensión lo está haciendo muy bien, ubicándose en el top 10 del desempeño actual por su arquitectura energética, la combinación de energías que tiene, la seguridad energética y el acceso”, añadió Bocca.

A su turno, Carolina Rojas, viceministra de Minas, aseguró que no se dejará a un lado el desarrollo del sector minero tradicional, y que por el contrario el país sigue sumando esfuerzos para tener un segmento más competitivo y moderno.

Recomendado: Repuntó actividad de taladros petroleros en Colombia durante julio

Dijo Rojas que hay, de momento, proyectos auríferos, de cobre y carbón con inversiones por $17 billones, dinero que crea 12.000 empleos formales. De acuerdo con la funcionaria, esas iniciativas ayudarán a aumentar la producción de oro en un 80 % y multiplicar por siete la producción de cobre en los próximos 10 años.

“Logramos la aprobación del proyecto de exploración y explotación aurífera del depósito de tipo aluvial del río Nechí, que nos permitirá aumentar en un 12 % la producción de oro en Antioquia y generará ingresos a la Nación por cerca de US$25 millones hasta 2031”, concluyo Rojas.

Compartir:

Convierta a ValoraAnalitik en su fuente de noticias