¿Cómo desarrollar una fintech en Colombia de la mano de la regulación y compliance?

Fintech. Foto: Colombia Fintech-Alphacredit.

En el panel ‘Experiencias Digitales vs Compliance’ del Latam Fintech Market organizado por Colombia Fintech, se destacaron varios elementos y aspectos relevantes que los emprendedores deben tener en cuenta sacar adelante sus ideas de negocio en ecosistema de pagos y plataformas digitales.

Este encuentro virtual se contó con la participación de Camila Castro, cofundadora de Ualet; Alain Lacotur, presidente de la red Lyra; Jorge Isaza, CEO de Fisapay; Jairo Camargo, CEO de TuPago; y como moderador estuvo Mauricio Hoyos, inversionista de Shark Tank Colombia.

Frente a cómo desarrollar innovación en un negocio o empresa, pero cumpliendo a cabalidad con los requisitos y regulación que hay en Colombia como, por ejemplo, estar avalados y vigilados por la Superintendencia Financiera, Mauricio Hoyos aseveró que en el país la regulación ataja, de alguna manera, la innovación.

Al respecto, Camila Castro manifestó que para Ualet, que antes era la comisionista de bolsa Afin, estar de la mano de la innovación y la regulación fue un reto por ser originaria de un mundo 100 % offline. Sin embargo, aseguró que fluir en este mundo no hubiera sido posible si no hubiera flexibilización en las normas.

Recomendado: Fintech colombianas ya crean 7.000 puestos de trabajo

Castro indicó que se trata de un ejercicio de investigación y de constantes propuestas para lograr que el negocio o empresa pueda crecer en este rubro, con la ayuda de entidades como la Superintendencia Financiera de Colombia y de la Unidad de Proyección Normativa y Estudios de Regulación Financiera (URF).

En el panel del Latam Fintech Market, en el que Valora Analitik es media partner, se comentó que, gracias a la tecnología, el proceso se robustece generando un mayor control, monitoreo y seguridad para que cada idea de negocio sea escalable y crezca en diferentes verticales.

Por su parte, Jairo Camargo de TuPago, explicó que el hecho de cumplir las normas permite que no cualquier persona pueda tramitar pagos. De hecho, el certificarse en PSI está alrededor de $200 millones o $300 millones, lo que deja el espacio para los que sí lo están comprometidos con los negocios, ya que cumplir exige que cada inversionista destine un dinero para el desarrollo de su fintech y, asimismo, se comprometa.

Para Camargo, articulando la innovación y la regulación se tienen las reglas claras del juego para clientes, proveedores, inversionistas, entre otros actores.

De otro lado, Jorge Isaza de Fisapay, aseguró que el mensaje para los emprendedores es que sí se debe desarrollar una idea de negocio, pero cumpliendo las normas destinadas a este rubro; además de tener claros los principios básicos que le ayudarán a cumplir los objetivos, todo de la mano de la cultura de compliance.

Recomendado: Gobierno de Colombia seguirá impulsando la política pública Fintech

“La legislación de Colombia es muy avanzada en temas de compliance y en regulación, todavía se pueden hacer muchas cosas. Si hacemos las cosas bien, cuando las empresas escalen no van a tener problemas de tipos legales u otros factores”, destacó el empresario.

Entre tanto, Mauricio Hoyos preguntó que, en temas de compliance, cómo lograr la inclusión a este ecosistema a los nuevos usuarios y nuevas generaciones, que son una generación hiperconectada que exige respuestas y procesos muy cortos o inexistentes.

A lo que Alian Lacotur de Lyra respondió que Colombia sigue siendo un país muy complicado para agilizar procesos y desarrollar alternativas dentro del ecosistema fintech. De hecho, para Lacotur el mercado de marketplace en el país aún no es tan fuerte debido a limitaciones exigencias tributarias que aún existen y que son obsoletas como el 4×1.000.

Compartir:

Convierta a ValoraAnalitik en su fuente de noticias