Baterías, claves para acumular energía de renovables y prestar servicios complementarios: Enel

Foto: Lucio Rubio Díaz, gerente de Enel. Tomada de: enel.com.co

Valora Analitik, en entrevista con Lucio Rubio Díaz, gerente general de Enel Colombia, pudo conocer más detalles sobre la integración del Grupo Energía Bogotá (GEB) y Enel, así como los planes de expansión de la compañía en medio de la transición energética que adelanta el país con las renovables. Para más información de energía haga clic aquí.

Meses atrás, Enel-Codensa puso en marcha el proyecto de la Central Termoeléctrica (Termozipa) en el que puso a operar un banco de baterías de siete megavatios (MW), lo que les permitirá empezar a hacer servicios de regulación primaria de frecuencia que antes se tenían que hacer con máquinas y ahora se pueden hacer desde una batería.

Por lo tanto, destacó Rubio, no solamente las baterías son importantes para acumular energía de las fuentes renovables, sino que también son importantes para prestarle servicios complementarios al sistema.

“Al final, los bancos de baterías no solamente cumplen una función de almacenar energía, sino que también hace regulaciones en el sistema e, indiscutiblemente, si se pueden acumular energía basadas en fuentes renovables se podrá utilizar en distintos momentos del día”, expuso el gerente general de Enel.

Y agregó que “generalmente, los sistemas eléctricos son un poco ineficientes en que tenemos prácticamente las horas diurnas donde el sistema eléctrico está desocupado y las horas pico son entre las seis y ocho de la noche, pero entre las ocho y las seis de la mañana el nivel de energía vuelve a ser bajo, es clave maximizar la utilización de le energía eléctrica en unas horas distintas de las pico, aplanar el consumo y eso se puede conseguir incentivando la demanda”.

Recomendado: Otorgan viabilidad ambiental a Parque Solar Valledupar de Enel Green Power Colombia

Como ejemplo, el ejecutivo propone reducir o aplanar la curva de demanda de energías eléctrica a través de una tarifa horaria distinta, de esta manera las personas podrán programar sus mayores consumos en horas de más baja demanda y maximizar la eficiencia y la utilización de las redes.

Entre tanto, Lucio Rubio destacó los cuatro pilares más importantes de la transición energética: desarrollar y ejecutar proyectos de energías renovables no convencionales que le dan directamente a la descarbonización de la economía; la automatización y digitalización de las redes.

“Con redes eléctricas y automatizadas podremos implementar la medición electrónica, la generación distribuida, sistemas de baterías, recargas y poder hacer muchos intercambios que hoy se hacen con los clientes”, explicó Rubio Díaz.

El tercer pilar es que se estimulará la movilidad eléctrica que también le apunta a un objetivo de descarbonización, en los cuales Enel espera seguir prestando sus servicios en megaciudades como Bogotá con el transporte público masivo como Transmilenio.

Y el cuarto punto es la integración en plataformas de los volúmenes de información que saldrá como resultado de la puesta en marcha de nuevos proyectos de generación de energía: nuevos clientes, pagos digitales, facturas digitales, nuevos canales de comunicación, entre otros.

Así como entrar en nuevos mercados más dinámicos y complejos, de acuerdo con las declaraciones de Lucio Rubio, desde el punto de vista de oferta de energía. “Cuando empecemos a hablar de ofertar servicios complementarios o mercados intradiarios o mercados cada vez más liberalizados, todo eso va a requerir nuevas plataformas que nos permitan poder ejecutar todas estas aristas”, indicó el empresario.

Integración GEB – Enel 

De acuerdo con Lucio, las dos empresas se pusieron de acuerdo en que tenían una visión similar y conjunta de a dónde querían llegar y cuál debería ser el futuro del sector eléctrico y de Bogotá. Por esa razón, bajo estos dos ejes, se constató que había una perspectiva compartida.

“Nos pusimos a revisar cuáles eran aquellos elementos que debíamos de negociar y buscar acuerdos. Teníamos un primer elemento que era revisar lo que es el acuerdo marco de inversión, que llevaba vigente desde 1997, y donde algunas de las cláusulas que estaban en esa curva generaban controversia”, indicó Lucio Rubio.

Recomendado: Tenedores de bonos aprueban acuerdo GEB y Enel, que se fortalece con nuevos lanzamientos

Y agregó que “creo que ahí este gobierno corporativo ha salido reforzado; hemos cambiado algunas cláusulas importantes que tienen que ver con la distribución de utilidades y acuerdos de exclusividad con parámetros muy claros”.

Así las cosas, las compañías pudieron dar el siguiente paso que buscaba hacer una integración con las renovables, según Rubio Díaz, se analizaron también los proyectos que había en curso y se le dio la dimensión de ampliar el rango de actuación de esta nueva compañía, pasando a integrar los países de Centroamérica.

De manera que, no solamente van a crecer en renovables, sino que esperan hacerlo en un ámbito geográfico.

El último paso, de acuerdo con el líder de Enel, era desistir de los tribunales de arbitramento “porque entendíamos que teníamos un acuerdo para seguir caminando juntos; esta fue la tercera pata este gran acuerdo que fue desistir de todas las acciones judiciales. Así, completar los tres grandes ejes que nos propusimos con el Grupo Energía Bogotá”, manifestó el gerente de Enel.

Compartir:

Convierta a ValoraAnalitik en su fuente de noticias