Colombia estudia nueva subasta de energía; podrían entrar eólicos costa afuera

2022 llega con importantes retos y perspectivas para el sector energético colombiano; de acuerdo con el ministro de Minas y Energía de Colombia, Diego Mesa Puyo, la subasta de renovables de octubre ha sido clave para el fortalecimiento del sector y se estudia una nueva para este año. Para más información de energía haga clic aquí.

“Se está revisando con la Comisión de Regulación si hay necesidad de hacer una subasta de expansión, o sea, de cargo por confiabilidad. (…) Nos parece que es responsable dejar el gobierno cerrado con una subasta ya adjudicada para el mediano plazo”, indicó el ministro Mesa en entrevista con Valora Analitik.

Destacó que lo más importante es ver cómo las dos subastas se complementarían, tanto la de renovables de 2021 como la posible subasta de cargo por confiabilidad de 2022. Además, el funcionario aclaró que esta subasta de expansión se podría fijar para 2025 o 2026, incluso, para 2026 con entrada temprana para el 2025 (tal y como ocurrió con la que se convocó en 2019, que estaba para 2023, pero con entrada temprana en 2022).

“Tendríamos que ver cómo se puede hacer de una manera paralela con la subasta de contratos a largo plazo”, agregó el ministro.

Recomendado: Colombia fija plazo máximo para firma de contratos adjudicados con subasta de renovables

Al respecto, el Ministerio continúa en discusiones internas para determinar la viabilidad de la medida, y se espera llegar a una decisión final en febrero. “Creemos que hay una oferta de proyectos muy grande que, incluso, pueden entrar entre 2024 y 2026”, señaló Diego Mesa.

Y añadió que, lo primero, es definir una fecha para la subasta (teniendo a 2025 como año tentativo). “Esos proyectos podrían entrar anticipadamente con otros contratos, porque esta subasta complementa la venta de energía que ellos pueden tener, pero también es posible que arranquen desde antes”, precisó Mesa Puyo.

Adicionalmente, desde el Gobierno de Colombia ven que ya no es necesario tener el mecanismo complementario en la subasta de contratos a largo plazo.

El jefe de la cartera de Minas y Energía cree que con lo que se ha comprado en las subastas anteriores, más los proyectos que se han desarrollado de forma paralela, más subastas privadas como la de Air-e y la de Renovatio, ya no sería necesario tener un mecanismo complementario, sino que sería voluntario.

Recomendado: Colombia tendría nueva subasta de energías renovables en 2022

Entre tanto se estima que, para una eventual subasta para 2025, podrían entrar a participar proyectos que están en estructuración de eólica costa afuera. “Ya hay varias iniciativas en este momento andando, ya concretas, con memorandos firmados. Como, por ejemplo, en Barranquilla que se está firmando un memorando entendimiento desde la Alcaldía, y ya tiene un proyecto que avanza en la estructuración”, argumentó Mesa.

Según el funcionario, este sería un componente novedoso y los desarrolladores de los proyectos han manifestado interés de participar, tanto en la subasta de cargo por confiabilidad, como en subasta de contratos a largo plazo.

Compartir:

Convierta a ValoraAnalitik en su fuente de noticias