Los cambios que propone Fedesarrollo al mercado laboral colombiano

En el marco de una serie de propuestas para tener en cuenta en las próximas reformas a las que tendrá que someterse Colombia, Fedesarrollo dio a conocer algunos de los pilares que deberían debatirse para una eventual y necesaria, dice la institución, reforma laboral.

Partiendo de la base de que en Colombia el crecimiento económico no parece trasmitirse con fuerza al mejoramiento de la tasa de desempleo, a ojos de Fedesarrollo el sistema merece intervenciones profundas.

Un primer cambio se centra en reformar las contribuciones a la seguridad social en salud. Esto teniendo en cuenta que, de momento, un asalariado debe contribuir con un 4 % de su salario y un independiente con el 12,5 % de su ingreso para estar en el régimen contributivo de salud.

“Alternativamente, ese ocupado puede decidir permanecer en la informalidad, no aportar y permanecer en el régimen subsidiado de salud, recibiendo esencialmente los mismos beneficios sin ningún costo”, advierte el informe.

Con esto de base, y con la idea de resolver este incentivo a permanecer en la informalidad, se propone modificar la tasa de cotización en salud para que sea progresiva: iniciando en 0 % para ingresos mensuales iguales o inferiores a $1.000.000, y aumentando gradualmente hasta llegar al 9 % para ocupados con ingresos de $25.000.000 o más, una medida que, según Fedesarrollo, no tendría impacto fiscal.

Otras propuestas para la reforma laboral

Se propone también reformar las contribuciones a la seguridad social en pensiones, “eliminando la restricción de un ingreso base de cotización equivalente a un salario mínimo mensual para permitir la cotización por jornadas de trabajo parcial en las que los ocupados tengan ingresos inferiores a un salario mínimo”.

Estas iniciativas se justifican también porque, según estimaciones de Fedesarrollo, Colombia tiene unos tres millones de desempleados, 11 millones de ocupados con ingresos inferiores a un salario mínimo y casi 14 millones de trabajadores en la informalidad laboral.

“El actual modelo de cotización a pensiones imposibilita que millones de colombianos puedan hacer un ahorro para su vejez que esté acorde con sus ingresos. Nuestras propuestas, junto con la eliminación de las contribuciones a salud para ocupados con ingresos iguales o inferiores a un salario mínimo, son un primer paso para aumentar los incentivos hacia el ahorro para la vejez y la formalidad laboral”, dijo Luis Fernando Mejía, director de Fedesarrollo.

Recomendado: MinTrabajo: reformas al mercado laboral de Colombia no deben ser atomizadas

En el marco de otras recomendaciones sería deseable reformar los aportes a cajas de compensación para introducir tasas progresivas, al tiempo que se crea un seguro de desempleo no contributivo para ocupados formales con ingresos no superiores a $1.500.000.

Así mismo se propone mejorar la pertinencia de la formación para el trabajo y mejorar los sistemas de información pública sobre el mercado laboral, “incluyendo las vacantes disponibles y las habilidades requeridas por el sector productivo, así como los retornos a la educación por área de conocimiento e institución de educación superior”, concluye Fedesarrollo.

Compartir:

Convierta a ValoraAnalitik en su fuente de noticias