Subsidio a energía y gas en Colombia: esta será la inyección para 2023; ¿qué tan conveniente es?

Imagen de 0fjd125gk87 en Pixabay

En el marco del debate del Presupuesto General de la Nación 2023, los ponentes del proyecto y el Gobierno Nacional llegaron al acuerdo de que van a sumarse recursos para subsidiar las tarifas de energía eléctrica y de gas en Colombia.

Vale mencionar que esto último también hace parte del plan que tiene el Gobierno Nacional por mitigar la ata inflación del servicio de energía eléctrica y de gas domiciliario en el país.

Con esto de base, en el marco del primer debate de presupuesto, se confirmó una partida del orden de los $1,5 billones para aliviar los valores de las cuentas mensuales que están pagando algunos hogares en Colombia.

Explica el proyecto de presupuesto que la idea de la adición de los $1,5 billones es que los hogares de los estratos 1, 2 y 3 vean unas tarifas que no se elevan sustancialmente por cuenta del fenómeno inflacionario, que va ya en el 10,84 % a agosto de 2022.

Datos del Departamento Administrativo Nacional de Estadística (DANE) dan cuenta de que la inflación para los servicios de electricidad en Colombia escala hasta el 25,9 % en su variación anual a agosto.

Al tiempo que, para los servicios de gas que están pagando los hogares colombianos, a inflación anual repuntó en agosto hasta el 14,79 %. Estos dos datos están muy por encima de la inflación promedio nacional.

Llamado de atención

Sin embargo, hay organismos multilaterales que han pedido tener cuidado con los planes de subsidios que lideran los gobiernos nacionales en el marco de altos precios de la economía.

La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) recientemente pidió tener mesura con el nivel de subsidio a los servicios de la energía y la presión que esto puede generar para las finanzas públicas, pero también para entender el comportamiento real de la inflación.

Explica la OCDE que este tipo de subsidios, sobre todo para el caso de la energía eléctrica, genera un efecto distorsionador pues si bien es una medida que ayuda temporalmente, puede afectar el aprovisionamiento del servicios, motivando un menor apetito de inversión en el segmento.

Recomendado: Con subida de tasas de la FED, ¿qué puede hacer el Banco de la República de Colombia?

Esto sin tener en cuenta el malestar social que se da al momento del desmonte de los subsidios. El caso reciente para Colombia es el Fondo de Estabilización de Precios de los Combustibles.

Mientras el déficit puede dejar un hueco fiscal de los $38 billones al país a cierre de año, el incremento de $200 mensuales de la gasolina, desde octubre hasta cierre de 2022, va a seguir presionando el resultado final de la inflación en Colombia, que se espera sea ahora del 11 %.

Compartir:

Convierta a ValoraAnalitik en su fuente de noticias