EPM crearía empresa de renovables con recursos de enajenación de acciones de UNE

La Junta Directiva de Empresas Públicas de Medellín (EPM) decidió de manera unánime que, en caso de que el Concejo de Medellín autorice la enajenación de las acciones de UNE, estos recursos serán invertidos en un proyecto estratégico de energías renovables.

Al respecto, Jorge Andrés Carrillo Cardoso, gerente general de EPM, presentó el proyecto de inversión estratégico en el cual se invertirán los potenciales recursos provenientes de la enajenación de la participación accionaria de EPM en UNE.

Este proyecto de inversión -propuesto ante la Junta Directiva- está asociado a la conformación de una empresa o vehículo de inversión dedicada a la estructuración, desarrollo, construcción, operación y adquisición de proyectos de energías renovables: solares, eólicas e hidrógeno, así como el desarrollo de iniciativas de transformación energética.

¿Cómo sería la nueva empresa de EPM?

Los potenciales proyectos que pueden hacer parte de esta empresa incluyen propios de su portafolio, con una capacidad instalada de 481 megavatios (MW) en energía solar y 364 MW en energía eólica.

La compañía también ha identificado 49 proyectos de terceros con una capacidad instalada de 4.175 MW.

Recomendado: Alcalde de Medellín y EPM aceptaron condiciones del Centro Democrático en venta de UNE

Según EPM, en su propósito de ser un actor relevante en el sector del hidrógeno verde a 2030 en el mercado colombiano y en el segmento de las exportaciones, seguirá apostando a este energético renovable, con el que espera un crecimiento sostenido y de largo plazo.

Además, de aportar de manera efectiva a la mitigación del cambio climático.

A través del Proyecto de Acuerdo 103 de 2022, “se solicita activar la cláusula de protección del patrimonio público a favor de EPM, con el fin de proteger el valor de la inversión pública que tiene en UNE EPM Telecomunicaciones y en Inversiones Telco (Invertelco), en defensa de los recursos públicos”.

Los recursos requeridos para el desarrollo de este proyecto estratégico se espera que ingresen a las finanzas de EPM en 2024, momento en el cual se constituiría la empresa o el vehículo de inversión, en caso de que el Concejo apruebe la enajenación.

La cláusula de protección del patrimonio público tiene como finalidad establecer mecanismos para que EPM como accionista de UNE pueda vender su participación accionaria.

Esta cláusula permite que, en el caso que Millicom decida no participar en el proceso de venta -según la Ley 226-, ni ejerza su derecho de preferencia, EPM pueda ofrecer al mercado el 100% de las participaciones accionarias, propiedad de Millicom y de EPM. Los concejales tuvieron acceso a esta cláusula de protección de manera confidencial y reservada.

Recomendado: EPM asegura que no benefició a Yellow River en licitación de Hidroituango

Es importante recordar que las principales motivaciones de EPM para solicitar la enajenación de las acciones, además de emplear la cláusula de protección del patrimonio público, son salir de un sector que tiene un nivel de riesgo superior al de los servicios públicos domiciliarios.

También disminuir el riesgo de capitalizaciones futuras a UNE y reorientar los recursos que están invertidos en UNE a sectores y negocios donde EPM tiene ventajas competitivas y rentabilidades superiores, como es el caso del portafolio de inversiones de EPM que tiene rentabilidades superiores al 15 %.

Convierta a ValoraAnalitik en su fuente de noticias