Brasil, con el mejor clima de inversión de Latinoamérica; Argentina, rezagada

Brasil, con el mejor clima de inversión de Latinoamérica; Argentina, rezagada
Dólar. Foto de John Guccione www.advergroup.com en Pexels

El clima de inversión en Latinoamérica presenta diferencias según las políticas de los gobiernos de turno y los asuntos sociales y de seguridad que se libran en cada territorio. Brasil, la primera economía de la región, registra un de los mejores ambientes para la llegada de fondos internacionales, mientras que Argentina se está quedando atrás.

El Departamento de Estado de Estados Unidos publicó este jueves su informe de clima de inversión 2021, en el que detalló las condiciones económicas de los países para la llegada de capital extranjero. En el documento se hace evidente la preocupación por los estallidos sociales, la seguridad y los posibles giros a las políticas en el contexto electoral.

-Publicidad-

Esa cartera de la Casa Blanca destacó que Brasil recibió más de la mitad de la inversión extranjera directa (IED) de Suramérica de los últimos dos años, en Argentina hizo evidente la existencia de un clima hostil para le llegada de inversionistas, destacó la preocupación por los cambios constitucionales en Chile y apuntó que Colombia, si bien es un destino interesante, tiene obstáculos burocráticos.

El retroceso de Argentina para la inversión extranjera

“La incertidumbre económica, las políticas intervencionistas, la alta inflación y el estancamiento económico persistente han impedido que el Argentina maximice su potencial”, así comienza el Departamento de Estado su reporte sobre ese país, una nación que entró en recesión en 2018, crisis que se agudizó en el contexto de la pandemia.

Estados Unidos ve un retroceso propiciado por el Ejecutivo de Alberto Fernández en políticas relativas a inversión, debido a la aplicación de medidas como el aumento a los impuestos sobre el comercio exterior, el incremento de los controles de capital y la renovación de los programas de control de precios. Un ejemplo es que la ley de emergencia económica aplicó un impuesto a la renta anticipado del 35 % y otra tasa sobre compras de divisas extranjeras del 30 %.

Ver más de Internacional

Las determinaciones del gobierno de izquierda hacen que la oficina de relaciones exteriores vea una carga fiscal “alta e impredecible”. En materia del trabajo, resalta que hay “leyes laborales rígidas como obstáculos para la inversión”.

“El noveno incumplimiento soberano y la insolvencia declarada por gobierno han limitado su acceso al crédito internacional, lo que lo ha obligado a financiar medidas de estímulo relacionadas con la pandemia y la compra de la vacuna Covid-19 a través de la impresión de dinero, lo que puede obstaculizar sus esfuerzos por contener la inflación y mantener una tasa de intercambio estable a corto plazo”, escribió el Departamento de Estado.

Perú, en vilo por las medidas sociales populistas

Estados Unidos dice que Perú fomenta un entorno de inversión abierto, que incluye fuertes protecciones para los derechos contractuales y la propiedad de las empresas, pero afirma que hay una “compleja burocracia” en materia local para los inversionistas.

“La corrupción, los conflictos sociales y las medidas populistas del Congreso afectan negativamente el clima de inversión de Perú”, apuntó el informe sobre el clima de inversión. Sin embargo, el documento no habla del cambio de Gobierno que tendrá lugar en los próximos días, cuando el izquierdista Pedro Castillo asumirá la Presidencia.

Es por esto que el contexto para la inversión en esa economía regional podría cambiar: Castillo plantea revisar las inversiones de los extranjeros en el territorio, el uso de la tierra y crear una “economía social con mercados”; también habla de restringir las importaciones de productos agrícolas que se siembran dentro del país y nacionalizar recursos mineros y petroleros.

De esta forma, el clima para la llegada de capital extranjero a ese mercado emergente de Latinoamérica será materia de revisión en los próximos meses.

Chile, a la espera de cambios políticos

La incertidumbre sobre el resultado de la Convención Constituyente puede afectar la llegada de capital internacional, según detalló el Departamento de Estado en su reporte de clima de inversión 2021.

Ese país ha atraído fondos de manera exitosa, a pesar de que su mercado interno relativamente pequeño. A juicio de Estados Unidos, los gobiernos han fomentado oportunidades para que los extranjeros participen en el crecimiento, hay un marco legal sólido y un respeto general por los derechos de propiedad privada, que permite llamar inversión en sectores como la minería, las finanzas y seguros, energía, telecomunicaciones, fabricación de productos químicos y comercio mayorista.

Para el Departamento de Estado, las “reformas legislativas y constitucionales propuestas en respuesta al malestar social y la pandemia han generado preocupación por el impacto potencial en las inversiones en los sectores de minería, energía, salud, seguros y pensiones”.

Esa oficina ve obstáculos en los procesos de obtención de permisos ambientales, los requisitos de consulta indígena y los procedimientos judiciales necesarios para aprobar grandes proyectos.

Si bien es un territorio rico en recursos naturales, especialmente el cobre, los depósitos de minerales, hidrocarburos y combustibles fósiles dentro están restringidos a la propiedad extranjera, pero las empresas pueden celebrar contratos con el gobierno para extraer estos recursos

Brasil: el mayor destino de inversión de Suramérica

La Conferencia de las Naciones Unidas sobre Comercio y Desarrollo nombró a Brasil como el sexto destino más grande para los flujos de inversión extranjera directa en 2019, año en el que esos giros representaron entradas de US$ 72.000 millones, que aumentaron 26 % desde que Brasil anunció su plan de privatización.

El Gobierno de Jair Bolsonaro contempla la capitalización de bienes e importantes empresas que han permanecido bajo el dominio público, como Eletrobras, lo que ha fomentado la atención de los inversionistas en el mercado brasileño.

Esa estrategia de promoción de inversiones prioriza sectores de fabricación de automóviles, energía renovable, ciencias de la vida, petróleo, gas e infraestructura, en un escenario en el que las políticas de Bolsonaro permiten que los inversionistas extranjeros reciban el mismo tratamiento legal que los locales.

No obstante, hay restricciones en los sectores de salud, medios de comunicación, telecomunicaciones, aeroespacial, propiedad rural y marítimo. En el Congreso se ha debatido la posibilidad de liberar las restricciones a la propiedad rural por parte de extranjeros.

“Los analistas sostienen que los altos costos laborales y de transporte, la baja productividad interna y las continuas incertidumbres políticas obstaculizan la inversión en Brasil. Hay preocupaciones sobre la infraestructura existente deficiente, las leyes laborales relativamente rígidas y los complejos requisitos fiscales, de contenido local y reglamentarios; todo forma parte de los costos adicionales de hacer negocios en Brasil”, apuntó el informe.

Colombia, con el reto de la seguridad.

Ese informe apuntó que Colombia es uno de los destinos de inversión extranjera directa más atractivos de Latinoamérica, una posición que mejoró gracias a la firma del Acuerdo de Paz, que benefició las condiciones de seguridad del país.

A pesar de ese cambio positivo, persisten los obstáculos en materia burocrática y las difíciles condiciones de seguridad en ciertas zonas rurales debido a la presencia de grupos armados.

Compartir:

Convierta a ValoraAnalitik en su fuente de noticias
- Publicidad -