Así se mide la inflación en Colombia

Foto: Imagen de Erika Varga en Pixabay

Medir la inflación en Colombia es dar cuenta de la variación de precios de los bienes y servicios que consumen los ciudadanos. Estos bienes y servicios son tanto de primera como de segunda necesidad.

El Banco de la República de Colombia explica que la inflación, para entenderlo mejor, es un aumento generalizado y sostenido del nivel general de precios de una economía en el tiempo.

“Es importante tener en cuenta que solo hay inflación cuando se da un aumento en el promedio de los precios de una economía, y no un incremento aislado o temporal en el precio de un solo producto o de un conjunto de productos”, advierte el emisor.

Para el caso de Colombia, el Departamento Administrativo Nacional de Estadística (DANE) mide la inflación a través del Índice de Precios al Consumidor (IPC).

Recuerda el Banco de la República que este debe entenderse como “el promedio ponderado de los cambios de precios del conjunto de bienes y servicios que conforman la canasta del IPC”.

Para dar cuenta de ese cálculo, el DANE lo que hace es construir una canasta de bienes y servicios representativa de todos los colombianos con base en una medición que se llama “Encuesta de la Encuesta Nacional de Presupuesto de los Hogares”.

Esta medición se lleva a cabo cada diez años en todo el país. Entonces, la canasta básica “contiene el conjunto de bienes y servicios que consume una familia colombiana típica”.

Esta es la canasta de bienes y servicios que mide el DANE:

1. Alimentos y bebidas no alcohólicas.

2. Bebidas alcohólicas y tabaco.

3. Prendas de vestir y calzado.

4. Alojamiento, agua, electricidad, gas y otros combustibles.

5. Muebles, artículos para el hogar y conservación ordinaria de la vivienda.

6. Salud.

7. Transporte.

8. Información y comunicación.

9. Recreación y cultura.

10. Educación.

11. Restaurantes y hoteles.

12. Bienes y servicios diversos.

El paso a paso

Explica entonces el DANE que, mensualmente, registra el precio de los 443 artículos de la canasta, tras visitar 38 ciudades de Colombia y sus canales de distribución.

Estos canales de distribución se entienden como los lugares en donde los colombianos adquieren bienes o servicios. “Esto incluye: tiendas de barrio, supermercados, plazas de abastos, grandes superficies, establecimientos especializados en la venta de artículos y en la prestación de servicios”, explica el DANE.

Recomendado: Inflación en Colombia: qué hará que baje y desde cuándo

Finalmente, lo que hace el DANE es detallar el registro de los cambios de precio. “Para cada artículo en la canasta de bienes y servicios se calcula la variación, entre un periodo y otro”.

Compartir:

Convierta a ValoraAnalitik en su fuente de noticias