Mineros proyecta emisión de acciones para planes de expansión

419

Aunque hasta ahora no ha concretado ninguna negociación, Mineros S.A. está en la búsqueda de inversiones para un crecimiento exógeno, “desde el Estrecho de Bering hasta la Patagonia”, pues la meta grande es duplicar la producción de oro de la compañía hasta 500 mil onzas, dijo a Valora Analitik su presidente, Andrés Restrepo.

Esa proyección estaba fijada para 2020, pero “es poco probable que se logre para ese año. Aunque tendremos el camino despejado para acercarnos a la meta, pues pasamos de estar por debajo de las 100 mil onzas a las 209 mil onzas registradas el año pasado. Tenemos capacidad de inversión, tenemos apetito. El crecimiento vendrá con la incorporación de proyectos”, dijo el directivo.

La minera tiene cerca del 50 % de su producción en Colombia —en los municipios del nordeste antioqueño El Bagre y Zaragoza— y el porcentaje restante en Nicaragua.

En un par de años, el crecimiento orgánico de las operaciones en ambos países se traduciría en unas 250 mil onzas, jalonadas por el montaje de una planta de minería artesanal en la municipalidad Rosita, en Nicaragua, que subirá la producción de Mineros en 140 mil onzas.

La compañía exporta el ciento por ciento de su producción de oro a dos refinerías (en Suiza y Estados Unidos), que son las empresas especializadas en llevar el mineral a los niveles de pureza más altos (99,9 %), para luego venderlo a joyerías y reservas internacionales de bancos centrales.

Planes de inversión

A 25 millones de dólares asciende el plan de inversión de Mineros en el país este año, para proyectos en la zona del Bajo Cauca, con la explotación de onzas adicionales a través de métodos más livianos; “que implican la utilización de dragas de succión en lugar de dragas de cuchara para llegar a zonas donde las segundas no podrían operar. Ya tenemos la licencia ambiental para ello”, explicó Restrepo.

En Nicaragua se está haciendo exploración greenfield (desde cero) a través de un joint venture con Royal Road Minerals, con dos blancos importantes para hacer prefactibilidad financiera. El país centroamericano también recibirá una cifra cercana a los 25 millones de dólares.

En ambos casos, el monto se financia con caja propia, “tenemos buena generación de caja tanto en Colombia, como en Nicaragua. La idea es hacer uso también del endeudamiento que tiene la compañía que en este momento es muy bajo y recurrir a los mercados de valores también haciendo emisión de acciones cuando eso sea necesario”, precisó.

Emisión de acciones

Sobre un posible proceso para listar sus acciones en la bolsa en Canadá, el presidente de Mineros dijo que se dará de manera gradual.

La asamblea ordinaria de la compañía ya aprobó una reforma de la estructura societaria “precisamente para prepararnos. Se va a constituir un holding y se van a separar las diferentes operaciones; las aluviales, las subterráneas y la operación en Nicaragua. Todos son pasos que estamos dando para la inscripción en la Bolsa de Toronto, que es la que hemos elegido como primera opción para estar listados en un mercado afuera”.  

No ha decidido si sé va a hacer un listado en Colombia y otro en la Bolsa de Toronto o si será uno dual. “En principio, creemos que se va a hacer un listado dual”. Es decir, tendrían las acciones listadas en ambas bolsas.

Añadió que ese listado se debe dar en el momento correcto; que es cuando requiera de la Bolsa al contar con un proyecto interesante que se ajuste a su expectativa o necesidad de inversión. Este podría ser para lograr un crecimiento exógeno o uno que se derive de la exploración en Nicaragua.  

Escogieron ese mercado “porque conoce mejor el negocio de Mineros, y es donde hay más inversionistas institucionales interesados en acompañar estrategias de crecimiento de la compañía”, puntualizó.

Consultas previas

Por otro lado, Restrepo mencionó que la reglamentación pendiente de las consultas previas los ha afectado de manera marginal, porque la mina en el país es “muy madura, con muchos años de producción”.

Sin embargo, la minera está solicitando licencia ambiental para Ataco, Tolima, y Nechí, Antioquia, dos procesos que van lentos y sin respuesta por parte de las autoridades ambientales: “No creemos que haya una respuesta rápida”.

Resaltó además que la ilegalidad sí los afecta mucho. Los cálculos que ha hecho la Asociación Colombiana de Minería (ACM) evidencian que la minería informal, ilegal o criminal aporta entre el 80 % y 85 % del oro que se produce en Colombia.

En este momento, Mineros tiene más de 35 invasiones en sus títulos. “Eso hace muy difícil obtener licencia social en Colombia, porque la gente asocia la minería con ese tipo de actividad que no paga regalías, impuestos, ni aportes parafiscales, y que además usa mercurio”.

Sobre el acuerdo de paz, mencionó que abre oportunidades interesantes de inversión en sectores rurales, como el minero, pues “crea empleo digno, impulsando las economías locales, en particular, en zonas muy afectadas por el conflicto, como Nechí. En la medida en que haya alternativas a la siembra de coca y la minería ilegal, podrán superarse los retos del posconflicto”.

Radiografía del sector

Restrepo ve perspectivas internacionales más optimistas para el sector, basado en la reactivación del interés de los inversionistas y empresas observado en eventos, como la convención PDAC (Prospectors & Developers Association of Canada) en Toronto.

“En Colombia, algo de eso se refleja en empresas que han avanzado con sus proyectos, como Buriticá de Continental Gold”, añadió.

No obstante, las expectativas en el país son moderadas, ante la incertidumbre de un año electoral, y temas sin resolver como las consultas populares, así como “los fallos recientes como el de Cerro Matoso y el de Cerrejón que generan inquietud en el sector”, agregó.

Finalmente, dijo que las inversiones en el sector minero, como en el energético, de infraestructura y agricultura de gran escala, se amarran al territorio: “No es igual montar una empresa en un sector que si la situación del país no es positiva, traslada toda la inversión en infraestructura”.