Colombia lanza Comisión de Expertos en Beneficios Tributarios; se enfocará en revisar exenciones

Hoy, el Gobierno de Colombia presentó oficialmente la Comisión de Expertos en Beneficios Tributarios la cual tendrá como tarea revisar las opciones que tiene el país para mejorar su esquema tributario para elevar el recaudo.

La comisión deberá dar sus resultados en unos 18 meses.

Como se anunció desde junio, los encargados de hacer el análisis serán: Harry David Rosenbloom, director del Programa de Tributación Internacional en la Universidad de Nueva York; Pascal Francois Dominique Saint-Amans, director del Centro para la Política de Impuesto y Administración de la Ocde; Kent Andrew Smetters, profesor de la Escuela de Negocios de la Universidad de Pennsylvania; Brian Arnold, profesor de Derecho Tributario en la Universidad de Waterloo; y Jeffery Owens, economista y abogado.

Desde hace varios días, el ministro de Hacienda de Colombia, Alberto Carrasquilla y sus viceministros han dado mensajes en cuanto a que las exenciones en impuestos deben ser revisadas porque están generando menor impacto positivo en el sistema tributario local.

También lo ha dicho recientemente el presidente colombiano Iván Duque.

Carrasquilla dijo en la presentación de la comisión que “el sistema tributario colombiano tiene un espacio importante para mejorar en términos de progresividad, eficiencia y simplicidad” y que los “resultados de la comisión serán un insumo fundamental para la estrategia fiscal de mediano plazo de la Nación, con miras a mejorar la estructura de sus ingresos recurrentes”.

Los recursos adicionales, dijo, serán relevantes para la estrategia de reactivación económica de Colombia, en respuesta a los choques enfrentados en 2020 por la Covid-19 y la caída de los precios del petróleo.

En concepto de ministro colombiano, el país requiere recursos de al menos 2,0 % del PIB a partir de la normalización de la actividad económica. Esa reforma tributaria fue anunciada por el propio Gobierno en la actualización del Marco Fiscal de Mediano Plazo en junio pasado.

La discusión del sistema tributario debe darse después de superar la emergencia sanitaria y económica por la Covid-19, que, según Carrasquilla, es un período en el cual la deuda pública subirá en el mundo entero.

Al respecto de la deuda pública en Colombia, el ministro de Hacienda explicó que “la estimación del límite de deuda depende de los valores que toman las variables macroeconómicas que afectan el equilibrio, al hacer parte de los determinantes del spread y del balance primario”.

Entonces, dijo, para controlar por esta incertidumbre se realizan simulaciones de Montecarlo, para encontrar el límite mínimo de endeudamiento, dados los choques macroeconómicos enfrentados por Colombia en el periodo 2010-2018.

“Se encuentra que el límite de deuda para el Gobierno General es 65 % del PIB, lo que equivale a 63 % del PIB para el Gobierno Nacional Central –GNC”, reveló el funcionario.

Y agregó que las estimaciones estocásticas de la deuda del GNC del Marco Fiscal de Mediano Plazo (Mfmp) de 2020 (fan chart) muestran que la deuda bruta aumenta 20 puntos porcentuales del PIB entre el escenario base, y el escenario con probabilidad del 90 %.

Dado un límite de 63 % del PIB observado (60 % sobre el potencial), el análisis explicado por el ministro de Hacienda sugiere que el ancla se ubicaría en 43 % del PIB, el mismo valor al que converge la deuda bruta del GNC en 2031.

Finalmente, dijo que el gasto tributario de IVA tiene una tendencia creciente en la última década en Colombia, explicado principalmente por los bienes excluidos.

dijo que la comparación internacional sugiere que Colombia tiene espacio para elevar sus ingresos tributarios, como se ve a continuación:

La presentación del ministro se puede descargar aquí.

Lo que dice el comisionado
David Rosenbloom, uno de los miembros de la Comisión, aseguró que “los incentivos tienden a desperdiciarse, ser complicados, llevan a la corrupción y hay muchos aspectos de estos que no me gustan y esto pasa en cualquier país”.

Muchos países lo tienen, dijo, particularmente en Sudamérica, y en mi experiencia con los incentivos es que usualmente no han contribuido para nada.

“Lo mejor para cualquier país, y me oirán decir esto una y otra vez, es reducir los incentivos al mínimo y usar lo que se ahorrarán para bajar el resto de impuestos”, concluyó.

La entrevista con Rosenbloom se puede ver aquí.

Compartir:

Convierta a ValoraAnalitik en su fuente de noticias