Coltejer radicó solicitud de despido colectivo en Colombia

La textilera Coltejer, una de las empresas de mayor tradición en el sector en Colombia, anunció este 10 de mayo la solicitud de despido colectivo ante el Ministerio del Trabajo para los empleados que aún pertenecen a la organización.

Este es el más reciente suceso en la crisis que vive Coltejer desde mediados de 2020 y que creció con la pandemia de Covid-19, la cual empeoró su delicada situación financiera.

Destacado: Coltejer no reactivará su producción en 2022 y sigue con venta de lotes y maquinaria

En 2022, tras la Asamblea General de Accionistas realizada en marzo, la administración de Coltejer especificó que no vislumbraba la reactivación de su producción durante el año por los altos costos que implicaba.

Durante 2021, se terminaron de mutuo acuerdo 583 contratos de trabajo, subsistiendo al cierre del año 172 contratos,  los cuales quedan sujetos a la solicitud de despido colectivo conocida este 10 de mayo.

A pesar de ello, en la Asamblea de marzo, la administración de Coltejer dijo que no contemplaba ejecutar una liquidación o acogerse a ley de insolvencia. No obstante, desde mediados de 2021, la compañía detuvo sus principales operaciones, afectando así su flujo de caja.

La situación para Coltejer se complica también pues su propietario, el Grupo Kaltex de México que lidera el empresario Rafael Kalach (el cual posee la mayoría de las acciones desde 2008 con el 60,2%), cayó en default después en abril de 2022 luego de incumplir el pago de US$218 millones en bonos, tal como dejó ver un informe de S&P Global Ratings.

Recomendado: Mexicana Kaltex (matriz de Coltejer en Colombia) cae a default y se espera oferta de canje

El reporte de la calificadora destacó hace un mes que rebajó la calificación de Kaltex a “D” después del incumplimiento de pago del capital, aunque la compañía sí pagó los intereses de la deuda.

Crisis acentuada por la pandemia

Las actividades del periodo 2021 para Coltejer se concentraron en la venta de inventario, quedando este en niveles mínimos, pasando de $7.468 a $2.917 millones al finalizar el año, destinando los recursos obtenidos al pago de gastos fijos relacionados con la infraestructura, traslado de algunos equipos al complejo de Rionegro, pago de obligaciones laborales, pensionales y sostenimiento de la sociedad como ente jurídico. Ver más noticias empresariales

Por otro lado, se concentraron los esfuerzos en el pago de las obligaciones con proveedores con recursos obtenidos vía créditos, logrando reestructurar contratos con proveedores estratégicos para continuar con el mantenimiento y sostenimiento de ambos complejos industriales. Con este ejercicio, se presentó una reducción de costos, pasando de $105,5 millones a $38,9 millones.

Así mismo, se concretó la venta de algunos activos obsoletos, logrando obtener recursos por el orden de $898 millones.

Dentro de las actividades realizadas, se diseñaron y ejecutaron estrategias para la conservación y custodia de algunos activos importantes, como la maquinaria de producción de algunas de las plantas de producción, la de la central de energía y vapor, entre otros.

En cumplimiento al Plan Urbanístico General (PUG) acordado con el municipio de Itagüí, se entregaron tanto material como jurídicamente a título de cesión de bienes, 6.744,53 metros cuadrados ubicados en este complejo.

En 2021 se presentaron resultados negativos, ya que la pérdida neta fue de $120.923 millones frente a una pérdida neta de $94.631 millones en 2020. Así mismo, la pérdida operativa del 2021 fue de $76.835 millones, frente a una pérdida operativa de $67.747 millones del 2020. En ese año, las ventas netas de Coltejer fueron de $74.815 millones frente a $141.906 millones que consolidó en 2019.

Compartir:

Convierta a ValoraAnalitik en su fuente de noticias