A septiembre de 2022, Enel Colombia incrementó en 85,1 % su utilidad neta

Foto: Cortesía Enel

Los resultados financieros de Enel Colombia para los primeros nueve meses de 2022, según la compañía, son el reflejo de la consolidación y operación de cuatro países: Colombia, Panamá, Guatemala y Costa Rica, tras cerrar la fusión en marzo de este año.

Así las cosas, al cierre de septiembre de 2022, el Ebitda registró un aumento de 113,8 % respecto al mismo periodo del 2021, alcanzando $4,63 billones.

Esta cifra corresponde a los resultados de nueve meses (enero-septiembre) del negocio de generación y siete meses (marzo – septiembre) del negocio de distribución (Codensa), Enel Green Power Colombia, y las filiales de Centroamérica.

Respecto al aumento en el porcentaje, este se debió principalmente al incremento en el margen de contribución, explicado por:

•       Mayores ingresos derivados de un mayor volumen de venta de energía, principalmente en contratos en el mercado no regulado y en el mercado spot, aunado a mayores precios de venta frente al año anterior en línea con el comportamiento del mercado.

Recomendado: Con 6 parques eólicos y solares en construcción, Enel Colombia apuesta por energías renovables

Lo anterior se dio como consecuencia de una mayor generación de energía por los altos aportes hídricos a lo largo del año que han estado por encima de la media histórica, y al incremento de la demanda de energía en todo el país.

•       La incorporación de nuevos activos a la base regulatoria como resultado de la ejecución del plan de inversiones, aprobado por la CREG, el cual obedece a las necesidades identificadas para soportar el crecimiento de la demanda, continuar con la mejora en calidad del servicio y reponer la infraestructura necesaria para la atención de los usuarios.

•       Recuperación de la demanda de energía en el área de influencia, en particular en el segmento industrial. Al cierre de septiembre de 2022, se evidenció un incremento acumulado año del 3,7 %.

•       Mayor margen de los productos de valor agregado, debido al aumento en la facturación del servicio de aseo por la entrada de nuevos operadores en Bogotá y Cundinamarca después del primer trimestre de 2021, sumado a la entrada en operación de dos Patios de recarga para los buses eléctricos, consolidando en total seis patios, frente a 2021 cuando solo estaban en operación cuatro y cuya entrada se dio gradual en los primeros meses del año anterior.

Entre tanto, la utilidad neta de Enel Colombia se ubicó en $2,31 billones, con un incremento de 85,1 % frente al mismo periodo de 2021.

Este resultado, refleja el buen desempeño de las actividades de generación y distribución-comercialización de energía de la compañía.

Recomendado: Enel Colombia inició construcción del parque solar Fundación: entregará 227 GWh/año

Respecto a las filiales de Centroamérica, alcanzaron una utilidad neta de $242.526 millones, equivalente a un 10,48 % acumulado al cierre de septiembre de este año.

Vale destacar que los resultados financieros corresponden a las cifras consolidadas de Colombia, Panamá, Guatemala y Costa Rica luego de la materialización de la fusión de Emgesa S.A. E.S.P., Codensa S.A. E.S.P., Enel Green Power Colombia S.A.S. E.S.P. y Essa2 SpA.

Es importante destacar que se presentan variaciones representativas en las cifras comparativas entre 2021 y 2022, ya que la información de 2021 corresponde solo a los estados financieros consolidados de Emgesa.

Más resultados de Enel Colombia

La firma recordó que se han consolidado varios proyectos de energías renovables no convencionales que aportan a la energización y la descarbonización de la economía. Permitiendo así que la compañía registrara un Ebitda de $4,6 billones.

“Hemos tenido un tercer trimestre retador como Compañía y como sector. Logramos normalizar la operación de la Central Hidroeléctrica El Guavio, luego de declarar indisponibles cuatro de sus cinco unidades de generación, trabajando de manera conjunta con el gobierno departamental y nacional, con quienes firmamos un acuerdo para ser parte de la solución en el mejoramiento de las vías de esta zona de Cundinamarca”, aseguró Lucio Rubio Díaz, director general de Enel Colombia.

Agregó que “nos sumamos al Pacto por la Justicia Tarifaria, al que aportamos $400.000 millones para aliviar las tarifas de energía, acogiéndonos así a las medidas regulatorias establecidas para la generación, la comercialización y la distribución”.

Para Rubio Díaz, los resultados financieros de Enel Colombia consolidan la nueva reorganización regional de los cuatro países y han permitido impulsar planes de inversión y expansión para aportar a la electrificación de la economía.

Recomendado: Resultados positivos de Enel en 1er semestre, apalancados por transición energética

Así como han aportado al objetivo de descarbonización de la matriz energética de Colombia y Centro América.

En línea con la estrategia de descarbonización, durante el tercer trimestre del año la compañía se enfocó en las energías renovables no convencionales dando continuidad a la construcción de alrededor 1.000 MW que empezarán a operar gradualmente a partir del 2023.

Adicionalmente, suscribió un acuerdo de suministro de energía limpia con Bavaria, a través del cual se cubrirán las necesidades de energía eléctrica para las plantas y cervecerías de esa compañía a partir de 2024, por un periodo de 15 años, con energía renovable no convencional.

En cuanto a Centro América, uno de los hitos más destacados del periodo está relacionado con el acuerdo la de cesión de dos contratos de suministro o PPAs suscrito con Sinolam Group Inc, por 224 MW, que permitirá a la Central Fortuna en Panamá, contratar el 91 % de su energía por un período de 15 años, teniendo en cuenta que la fecha de inicio se prevé a partir de marzo de 2023.

Convierta a ValoraAnalitik en su fuente de noticias