Fitch ve presión de gasto para próximo presidente de Colombia; analiza escenario electoral

El domingo 13 de marzo se celebraron las elecciones legislativas en Colombia, donde ninguno de los partidos políticos que participaron logró hacerse más del 15,6% de los escaños en el Senado o el 19,6% en la Cámara de Representantes. Lea más en noticias políticas.

Teniendo en cuenta este panorama, la calificadora de riesgo Fitch Ratings reafirmó que considera que “una legislatura fragmentada estará entre los controles y equilibrios que enfrentará el próximo presidente” que se elija en Colombia.

“Las primarias interpartidistas significan que Gustavo Petro, el actual favorito, el conservador Federico Gutiérrez y el centroizquierdista Sergio Fajardo estarán entre los que disputarán las elecciones presidenciales de este año”, vaticinó la calificadora.

El Pacto Histórico y el Partido Conservador ocuparán la mayoría de los escaños en el Senado, con 16 curules, respectivamente.

Recomendado: Fitch evalúa elecciones presidenciales en Colombia tras consultas de partidos

Los resultados de los escrutinios revelaron que el dirigente del partido izquierdista Colombia Humana, Gustavo Petro, ganó con gran ventaja la nominación de la coalición del Pacto Histórico, el derechista Federico Gutiérrez la consulta del Equipo por Colombia, y Sergio Fajardo ganó las consultas de la coalición Centro Esperanza de centro-izquierda.

El independiente Rodolfo Hernández y la exsenadora Ingrid Betancourt, entre otros candidatos presidenciales, continúan en la carrera por la Casa de Nariño y buscan ganar en la primera vuelta que se celebrará el 29 de mayo. Si ningún candidato obtiene más del 50% de los votos, se realizará una segunda vuelta el 19 de junio.

Un Congreso fragmentado hace necesaria la creación de consenso para aprobar legislación, independientemente de quién gane la presidencia. Esto respalda nuestra opinión de que el amplio marco de políticas de Colombia permanecerá intacto porque es probable que los controles y equilibrios institucionales eviten la radicalización de las políticas. Un banco central independiente y un sistema judicial autónomo también proporcionarán frenos y contrapesos al ejecutivo”, anotó Fitch.

Recomendado: Colombia: ‘Fico’ Gutiérrez buscará apoyos de Gaviria, Pastrana, Uribe y Vargas Lleras

En el marco de las propuestas que han venido adelantando los diferentes candidatos presidenciales se incluyen políticas sobre economía (incluido el sector petrolero), impuestos, programas sociales, corrupción y seguridad. Al respecto, Fitch Ratings explica que el éxito electoral puede requerir “atraer a los votantes que están desilusionados con la corrupción percibida y el empeoramiento de la pobreza”, no obstante, “ningún candidato está haciendo campaña en una plataforma explícitamente antisistema”.

Si Petro llegara a la presidencia

La calificadora de riesgo advirtió que, si se implementa la “política característica de Petro” de poner fin a la exploración de petróleo, afectaría las exportaciones del país, puesto que el petróleo y el carbón representan el 46% de las exportaciones totales de Colombia y la inversión extranjera directa. Además, casi el 10% de los ingresos del gobierno provienen del sector petrolero. “Esto sería negativo para las cuentas fiscales y externas del soberano y para las perspectivas económicas”, advirtió.

“Mientras que otros candidatos, incluido Sergio Fajardo, comparten su objetivo de crear un sistema tributario más progresivo, Petro quiere revertir las reformas tributarias anteriores que deberían comenzar a generar beneficios fiscales el próximo año”, agregó la calificadora.

Recomendado: Petro propone reforma tributaria con cambios a dividendos y personas naturales

Explicó que los planes de reforma de pensiones verían aumentar los subsidios del gobierno, lo que se sumaría a las presiones de gasto. Entre tanto, indicó que Federico Gutiérrez busca reducir la pobreza y el desempleo impulsando las perspectivas de crecimiento económico y ampliando los programas sociales.

Fitch aclaró que las propuestas promulgadas por Petro no se ejecutarían de inmediato, pues en el caso de la promulgación de un proceso que permita hacer leyes por decreto hasta por 90 días, justificada por el izquierdista en el marco de la ‘emergencia económica’ de Colombia, necesitaría el aval de la Corte Constitucional.

“La Corte Constitucional, que debe pronunciarse sobre la constitucionalidad de dichos decretos, podría ser una limitante”, resaltó.

“La elección de vicepresidente por parte de Petro también puede indicar hasta qué punto impulsaría tales políticas. En términos más generales, la gobernabilidad y las relaciones con el Congreso también pueden depender de cuán exitosamente el próximo presidente aborde una situación de seguridad interna que empeora”, agregó la calificadora.

Recomendado: Colombia: ¿quiénes ganaron en Senado y Cámara de Representantes en 2022?

De acuerdo con Fitch, el punto de partida para los esfuerzos de consolidación fiscal de la próxima administración mejoró debido al desempeño superior de 2021, pese a que el déficit era amplio en 7.1% del PIB, “lo que significa que la relación deuda/PIB fue más baja de lo esperado”.

Recordó que Fitch ha aumentado su previsión de crecimiento del PIB real para 2022 del 3,9% al 5,2% por el “sólido desempeño de la economía” en el cuarto trimestre de 2021, “pero con una alta inflación cercana al 7% en enero y un gran aumento en el déficit de cuenta corriente en 2021 al 5,7% del PIB desde el 3,5% en 2020 destacan los desequilibrios económicos”.

La calificadora aclaró que, junto con la configuración de la política posterior a las elecciones, el crecimiento y los resultados fiscales se verán influenciados por factores externos, entre los que se incluye la presente invasión rusa a Ucrania.

Los altos precios del petróleo “podrían reducir un poco los grandes déficits gemelos de Colombia”, mientras que la reforma tributaria de 2021 y los ajustes de gasto “reducirán el déficit fiscal el próximo año desde un gran 6,2% del PIB en 2022, lo que probablemente estabilizará la carga de la deuda”, indicó Fitch.

Recomendado: Firmas encuestadoras: las que más acertaron y erraron en elecciones de marzo Colombia 2022

Pese a lo anterior, a juicio de la calificadora, “se necesitarían más medidas para lograr una reducción sostenida de la deuda”.

“Cualquiera que sea el resultado de las elecciones presidenciales, las presiones sobre el gasto social persisten, mientras que la aprobación de medidas fiscales adicionales será un desafío”, concluyó.

Compartir:

Convierta a ValoraAnalitik en su fuente de noticias