Esequisele empodera a la mujer desde la talla S hasta la XL

Buscando empoderar a las mujeres y mostrando que, así como un vestido le puede quedar muy bien a una mujer talla S, le puede quedar igual de bien a una mujer de talla XL, María Alejandra Rendón fundó Esequisele, una marca de ropa de Medellín (Antioquia).

Buscamos que todas las mujeres se sientan hermosas en su talla, que todas sientan que son la talla perfecta”, afirma Rendón en diálogo con Valora Analitik. Lea más en la sección emprendedores y emprendimientos.

“Es una marca cómoda, ligera, con la que mostramos que ese vestido que se le ve lindo una niña talla S también se le ve súper lindo a una talla XL”, agrega.

Los vestidos que confecciona Esequisele pueden ser usados para el día a día, así como también son empleados por muchas clientas para asistir a eventos especiales, como bodas, bautizos, entre otros.

Rendón es comunicadora audiovisual de profesión, pero afirma que tiene “un amor por la ropa impresionante”.

Siento que la ropa habla por nosotros, también que la ropa nos identifica, nos da un sello. Entonces yo, en medio de mis sueños y de mis locuras, dije: siento que yo puedo transmitirles a las mujeres ese amor por ellas a través de una tela, de un vestido y creé la marca”, relata la fundadora de Esequisele.

Recomendado: Mappin, el emprendimiento chileno que le apuesta a mostrar la geografía de una forma diferente

Sobre la retroalimentación que ha recibido de las clientas de su marca, Rendón señala: “Yo no sé si va a sonar muy convencido, pero las niñas aman la marca y a mí eso me pone demasiado feliz”.

“Me dicen: María, gracias. Por fin encuentro un buen un vestido y siguen comprando, o sea, hay demasiadas mujeres que siguen comprando la marca”, destaca.

La fundadora de Esequisele explica que, si bien la marca llega a todos los rincones de Colombia, también lo ha logrado a nivel internacional: “Muchas chicas que están en otras ciudades del mundo buscan personas que reciban acá en Colombia y hacen el puente para que les llegue allá”.

La marca oriunda de Medellín empezó fabricando colecciones de 80 prendas y, a la fecha, está produciendo 250.

“Estamos sacando más seguido, o sea, ya no es como antes que yo me quedaba un tiempo sin saber qué camino escoger, sino que tenemos ya un flujo de caja porque ya la marca se está moviendo más, ya estoy identificando más lo que queremos en general todas las mujeres”, indica.

El papel de las redes sociales

Yo amo las redes sociales”, afirma Rendón sobre las redes que proveen Meta. La fundadora de Esequisele señala que “hay gente que las ve como lo más tóxico del mundo, pero yo digo esta es la mejor herramienta del mundo entero cuando uno la sabe manejar”.

Recomendado: Wayfree provee internet gratuito a Guatemala

A juicio de la emprendedora, su Instagram le ha servido para inspirar a las mujeres y, en general, crear su propia marca de ropa.

A mí me ha servido para crecer como persona, para crecer como empresa, para para conectar con el mundo”, dice.

La emprendedora afirma que el 80% de sus ventas son virtuales, concretadas en especial a través de Instagram y WhatsApp Business:

“Yo lo manejo así, enamoro desde Instagram. Las chicas ven los videos, las fotos y algunas escriben por Instagram y ahí les pido su número de WhatsApp para terminar de hacer el proceso por ahí”, señala.

Recomendado: La Mamá Natural empodera a las futuras madres con el hipnoparto

Para mí es muy importante tener un seguimiento de las personas por Whatsapp Business porque ahí también van a ver el catálogo. Es más cercana y rápida la respuesta”, concluye Rendón.

Convierta a ValoraAnalitik en su fuente de noticias