Banco Davivienda y Davivienda Corredores lanzarán El Libro; estas son sus recomendaciones

El Banco Davivienda y la comisionista de bolsa Davivienda Corredores lanzarán el próximo 5 de octubre EL Libro, su documento de perspectivas económicas y recomendaciones de inversión para clientes y mercado en general.

Valora Analitik entrevistó a Andrés Langebaek, director ejecutivo de Estudios Económicos Grupo Bolívar; a Germán Cristancho, director de Investigaciones Económicas de Davivienda Corredores; y a Katherine Ortiz, líder de análisis de renta variable de la comisionista.

Langebaek comenzó diciendo que en El Libro hay un mensaje en la introducción en cuanto a que puede mantenerse la incertidumbre en el 2023 en los mercados financieros después de tres años trastocados por una pandemia, una crisis de logística y ahora en una fuerte alza de la inflación y las tasad de interés.

Andrés Langebaek mencionó la necesidad de prestar atención al mercado inmobiliario en mercados como Estados Unidos por los altos niveles de apalancamiento, la baja disposición a comprar vivienda y la caída de los precios que ya se empezó a dar y se verá con más fuerza en el 2023.

Otro factor a tener en cuenta, en opinión del experto, es que la confianza del consumidor en Estados Unidos ha caído de la mano con las bolsas en un entorno de riesgo del sector inmobiliario.

En ese escenario, el analista del Banco Davivienda considera que la economía colombiana tiene un “crecimiento insostenible” que debe moderarse en la medida en que hay un menor crecimiento económico global junto con altas tasas de interés que provocarían una caída en la inversión en maquinaria y equipo, además, por la alta tasa de cambio y la escasez de exportaciones de bienes de capital en el mundo y el alto endeudamiento en dólares que se está presentando.

Con eso de base, Langebaek señaló la expectativa por el rumbo que tomará Colombia con el nuevo Gobierno de Gustavo Petro que tiene muchos proyectos de inversión en un modo “wait and see” (esperar y ver) el impacto de las decisiones que se tomen.

Dentro de esa expectativa se evalúa de parte del mercado y de los empresarios la aplicación y los efectos de la reforma tributaria que salga aprobada en el Congreso de Colombia.

Le puede interesar: “Reforma tributaria es necesaria en Colombia”: Gilinski en entrevista con El País de España

El analista calificó esa reforma como “sui generis” en materia fiscal porque en el país se planea aumentar el ingreso por impuestos, pero al tiempo no se está rediciendo el gasto fiscal por temas sociales cuyas consecuencias no se saben todavía porque se deben tener en cuenta aspectos como que se les puede estar quitando ahorro a las personas con capacidad de gasto y de consumo.

“Nunca habíamos tenido una reforma tan ambiciosa en términos de mejorar el Gini para redistribuir el ingreso”, destacó Andrés Langebaek de Davivienda.

El líder de investigaciones económicas en Davivienda mencionó cifras de agosto de 2022 que mostraron unos US$841 millones de inversionistas extranjeros comprando TES en el mercado local y en septiembre ya van US$344 millones. “Eso se puede estar generando por la reforma tributaria, porque los inversionistas extranjeros están viendo la reforma como estructural y que incluye algunas recomendaciones de la Ocde que le darán permanencia en el tiempo, eso tiene efecto sobre la prima de riesgo que podría verse beneficiada”, aseveró.

En primicia reveló que el banco y la comisionista esperan que el PIB de Colombia desacelere su crecimiento hasta una tasa del 2,2 % en el año 2023 frente al 7,8 % estimado para 2022.

Dólar ¿más alto?

Sobre el precio del dólar en Colombia, dijo Langebaek que el tema es muy complejo y tiene una visión de dólar al alza con efectos del menor crecimiento económico esperado en el 2023.

Pero, dijo, hay factores que pueden contrarrestar esa expectativa de alza porque la economía colombiana cuando ha tenido crecimientos bajos también ha presentado menor crecimiento en las importaciones y citó el superávit presentado en la cuenta corriente en la crisis de 1999.

Andrés lanzó la tesis en cuanto a que el dólar se ha venido apreciando a nivel global, pero no lo ve así para el 2023 porque independientemente de las previsiones de inflación y, en especial en EE. UU. en donde crece menos que en otras regiones del mundo, el dólar puede perder fuerza el próximo año.

De su parte, Germán Cristancho, jefe de Investigaciones Económicas de la comisionista Davivienda Corredores, le dijo a Valora Analitik que al revisar el dólar en una perspectiva histórica la visión de los inversionistas es que la divisa está muy fuerte frente a sus competidores.

Lea también: Causas de la fuerte apreciación del dólar en Colombia; BanRep descartó intervención

Citó una encuesta del Bank of America en la que se concluye que el 60 % de los entrevistados cree que el dólar está “sobrevalorado” en sus niveles actuales.

Por ello, Cristancho considera que ver una caída del dólar en el corto plazo es más retador por factores como el alza de las tasas de interés en Estados Unidos, sobre todo, porque después de la más reciente reunión de la Fed se ha incorporado el escenario de tasas más altas en meses próximos.

Lo que podría suceder, dijo, es que en el caso del dólar no va a cambiar de tendencia en los próximos meses o hasta comienzos de 2023. En concepto de analista, eso dependerá de la situación económica y de los precios de la energía en Europa que, además, enfrenta un déficit de su balanza comercial que puede generar debilidad de la Libra o el euro para presionar el DXY. Esa ecuación podría mantener el dólar alto en el corto plazo, sentenció.

Añadió que hay factores de riesgo local e internacional que mantienen el sesgo al alza en la tasa de cambio en Colombia, pero considera que el desbalance externo del país se va a ir cerrando y eso generará algo de estabilidad en el dólar localmente.

Recomendación a inversionistas

En El Libro que se lanzará en octubre, el banco y la comisionista que forman parte del Grupo Bolívar se fijan mucho en temas como la tasa de interés por las alzas de los bancos centrales y, en especial, el alza de las tasas en los mercados financieros. “Es más fácil conseguir costo de oportunidad en inversiones en dólares frente a otros activos como las acciones, el real state (la finca raíz), por lo cual la balanza se inclina hacia la renta fija”, dijo Cristancho.

En el caso de Colombia, cree que las tasas seguirán en niveles altos y en doble dígito serán frecuentes para algunas opciones de renta fija.

“Hace sentido comprar inversiones a plazo más largo para asegurar esas tasas altas”, aseguró en sus recomendaciones a clientes e inversionistas.

Las tasas en Colombia se quedarán en niveles estructuralmente más altos que en otros países, opinó Cristancho, y la prima de riesgo es más alta, en tanto la inflación no va a bajar tan rápido.

Con eso en mente, el analista prevé valorizaciones en la curva de renta fija en niveles de entre 150 y 200 puntos básicos, que podrían ser una oportunidad para los inversionistas.

Desde el banco Davivienda y la comisionista Davivienda Corredores se está recomendando invertir más en renta fija, así como en dólares, tener liquidez disponible y rebalancear los portafolios frente a otras opciones como acciones o fondos de inversión que pueden tener más riesgo en momento de alta volatilidad como los actuales y que no parece que escenario macro para inversiones de alto riesgo.

Lea más: Moody’s espera mayor crecimiento económico de Colombia en 2022

Evaluar posibilidades

De su parte, Katherine Ortiz, líder de renta variable en Davivienda Corredores, aseguró que se les ha recomendado a los clientes desde hace varias semanas tener más exposición a liquidez y a productos que se beneficien de altas tasas de interés.

En Estados Unidos, dijo, el mercado no se ha ajustado realmente y estima que lo que vendría en los futuros trimestres es una disminución de las ganancias de las empresas que cotizan en bolsa, así como una revisión a la baja en las expectativas y las recomendaciones.

Eso, en su concepto, puede impactar al mercado local por la correlación que tiene la Bolsa de Valores de Colombia con la de Nueva York.

Ampliando su visión sobre el mercado local de Colombia, la experta llamó la atención sobre que muchas compañías están transando “muy por debajo de indicadores como el precio valor en libros y, especialmente, en las acciones preferencias de algunas compañías se presentan precios que son irracionales”.

Ortiz reconoció que hoy en día hay afectación en la liquidez del mercado local porque no hay muchos inversionistas dispuestos a comprar tomando en cuenta además que “en el corto plazo no hay un catalizador para reactivar las acciones”.

Sin embargo, aseveró que “para un inversionista de largo plazo es un escenario positivo porque los precios actuales abren la posibilidad también de dividendos atractivos”.

En su análisis dijo que las empresas en bolsa valen dependiendo de sus flujos futuros de ingresos y temas como la reforma tributaria generan incertidumbre en el sentido de que no se sabe cuáles serán los efectos finales en esos ingresos.

Se suma, dijo, que el nuevo Gobierno de Colombia presentará otras reformas en temas pensionales y laborales que tendrían efectos adicionales.

En las recomendaciones de acciones incluidas en El Libro se abordarán opciones para invertir en acciones, así como en vehículos para todos los públicos dejando en el radar unos top picks en “empresas defensivas” en donde el impacto de la incertidumbre puede ser menor que en otros con peores expectativas.

Finalmente, Andrés Langebaek citó que El Libro tendrá un capítulo de análisis sobre el impacto que dejó el Covid-19 sobre algunos sectores de la economía como la educación en donde Colombia está presentando peores resultados frente a países comparables.

En ese capítulo también se aborda el tema de la riqueza y los ingresos de las mujeres que fueron más afectados que los de los hombres durante la pandemia.

Y, allí mismo, se describe que la pandemia dejó buenas noticias en términos de bancarización en el país.

Convierta a ValoraAnalitik en su fuente de noticias